Artículo en PDF
Cómo citar el artículo
Número completo
Más información del artículo
Página de la revista en redalyc.org
Sistema de Información Científica
Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y Portugal
ALGO MÁS QUE COMUNICACIÓN CIENTÍFICA: DEBATES ACADÉMICOS EN
LA REVISTA DESARROLLO ECONÓMICO EN LOS AÑOS SETENTA.
Nerina Sarthou
1
Resumen
Este trabajo expone el carácter que adquiere la comunicación científica en un momento
específico del desarrollo de la Ciencia Social en América Latina a través de examinar los
artículos publicados en la revista científica Desarrollo Económico durante los años setenta. En
particular, se indaga acerca de los debates académicos ocurridos en sus páginas con el objeto
de mostrar la importancia del espacio otorgado por la revista para la comunicación de
resultados pero sobre todo como canal para la discusión académica.
Palabras clave
Comunicación científica, debate académico, campo científico, revista científica, publicar.
Abstract
This paper describes the character of scientific communication in a specific time of the
development of Social Science in Latin America through the examination of the articles
published in the journal
Desarrollo Económico
during the seventies. In particular, it inquires
into the academic debates that occur in their pages in order to show the importance of the
magazine as a channel of scientific communication but mainly as a channel for academic
discussion.
Keywords
Scientific communication, academic debate, scientific field, scientific journal, publish.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
Introducción
La revista forma parte del sistema mayor de comunicación científica integrado por un
conjunto heterogéneo de actores que pueden cumplir diversas funciones en distintos
momentos. Entre ellos se encuentran: autores, editores, científicos, evaluadores, publicadores
privados o institucionales; bibliógrafos que controlan los contenidos, construyen bases de
datos y generan bases de acceso a los contenidos de las publicaciones periódicas, que son a su
vez ofrecidos en venta o en suscripción por agentes comerciales; bibliotecólogos que
seleccionan, adquieren, procesan; almacenan y conservan en sus colecciones los títulos y las
bases de datos que permiten la recuperación de los artículos; y usuarios o consumidores de la
producción científica (Susana Romanos de Tiratel, 2008).
En las últimas décadas las revistas científicas se han convertido en objeto de análisis por
excelencia de la Bibliometría y la Cienciometría (Filippo y Fernández, 2000). Éstas buscan
construir indicadores para medir ciertos aspectos de la investigación científica: cuál es el
comportamiento de una disciplina en particular (Navarro, 1996), cuáles son las áreas
temáticas que se trabajan (González Alcaide, 2008), las principales revistas (Luna-Morales y
Collazo-Reyes, 2007), los autores más productivos, los frentes de investigación, la visibilidad
de la producción nacional (Dos Santos, 2003, Molteni y Zulueta, 2002, Bordons y Gómez
Caridad, 1997), los patrones de publicación de los científicos (De la Vega, 2003), la
colaboración (Sancho e
t. al.
, 2005, 2006), entre otras cuestiones.
En Argentina, Susana Romanos de Tiratel (2008), ha realizado un estimulante trabajo sobre la
presencia de las revistas científicas argentinas de Humanidades y Ciencias Sociales en bases
de datos internacionales. A través de medir y comparar las tasas de representatividad,
visibilidad, solapamiento y vacancia en Filología, Literatura y Lingüística; Filosofía, Historia,
Antropología, Economía; y Bibliotecología en bases de datos extranjeras, la autora y su
equipo demostraron la baja representatividad y visibilidad de las mismas.
No obstante, las publicaciones periódicas son materia de interés no sólo la Bibliotecología y
la Ciencia de la Información, sino también para otras disciplinas tales como la Historia y la
Sociología
de
la
Ciencia.
Desde
esta
última
perspectiva,
la
revista
científica es
conceptualizada en dos planos que se articulan. Uno es el de la revista como documento
publicado por entregas sucesivas que tiene la intención de continuar a lo largo del tiempo y
posee un título común y una designación numérica o cronológica para sus partes. El otro
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
plano es el de la revista como una institución científica en la que participan editores, autores,
árbitros y lectores (Cajaraville, 1997).
En este trabajo se propone mostrar el carácter que adquiere la comunicación científica en un
momento específico del desarrollo de la Ciencia Social en América Latina a través de indagar
en la revista
Desarrollo Económico
(DE) como institución del campo y, en particular, del
examen de los documentos publicados en la ella durante los años setenta. Específicamente, se
indaga acerca de los
debates académicos
ocurridos en sus páginas con el objeto de mostrar la
importancia del espacio otorgado por la revista para la comunicación de resultados pero sobre
todo para la
discusión académica
.
Metodológicamente, esta investigación tomará, primordialmente, como material empírico el
corpus bibliográfico de la revista DE. La elección de ésta revista se explica por ser ésta una de
las publicaciones argentinas en el área de las Ciencias Sociales que reúne una alta
productividad en cuanto a cantidad de artículos por año y uno de los títulos de publicación
periódica con mayor continuidad en su publicación (más de 50 años) de América Latina,
hecho que muestra su consolidación como canal de transmisión del conocimiento; su
publicación es trimestral y ha salido ininterrumpidamente desde esa fecha, alcanzando
actualmente 197 números. Para la selección de los documentos se empleó, un índice
cronológico, temático y de autores, confeccionado por la administración de la revista
2
, que
abarca los 1468 números publicados entre 1958 (octubre-diciembre) y 2006 (enero-marzo).
Las revistas y
la comunicación científica
La historia de la comunicación científica está estrechamente ligada a la historia de la revista
científica. Fue a partir de la constitución de las primeras sociedades científicas que la revista
se constituyó como el canal de comunicación de la ciencia por excelencia. Tomando como
modelo a las sociedades literarias, en el siglo XVII la investigación comenzó a desarrollarse
separada de las universidades, organizándose a través de nuevas instituciones: las sociedades
científicas.
Integradas
por
personas
interesadas
en
ciertos
temas
y
patrocinadas
por
universidades, mecenas o personajes prominentes, tenían como principal objetivo facilitar un
medio de comunicación y de
discusión
del nuevo conocimiento de una manera más directa
que los libros. Entre las primeras sociedades científicas se encuentran la Academia dei Lincei
(1600-1630) en Roma, la Academia del Cimento (1651-1657) en Florencia, la Royal Society
(1622) de Londres y la Académie Royale des Sciences (1622) de Francia (Sabatini, 1999).
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
Si bien existía el libro como medio de conservación y comunicación de los resultados
científicos,
éste
reúne
una
conjunto
de
características
desventajosas,
quizás
la
más
significativa y tiene que ver con su volumen, sea el tiempo que demanda su producción, y
además, su carácter de obra acabada y cerrada cuestión que lo hace menos adecuado para los
contenidos científicos que necesitan adiciones, actualizaciones, comentarios y contestaciones
((Patalano, 2005).
De esta manera, con el fin de mejorar la comunicación, basado en un sistema de correo de
confianza que empleaban varias cortes europeas y en la aplicación de la prensa a la difusión
de las noticias, surgieron los primeros periódicos científicos. Así, aparecieron en 1665 el
Journal des Sçavans
en Francia y las
Transactions of the Royal Society of London.
Luego, las
publicaciones surgieron también en Italia con
Litteratti
en 1668 y con la
Miscellanea Curiosa
en Alemania en 1670 (Sabatini, 1999). De esta manera, la revista surgió como alternativa a un
sistema, pero básicamente con el mismo propósito: conservar los productos de la ciencia pero
no como elementos fijos sino como unidades alrededor de las cuales surgiría un proceso de
intercambio y debate científico más ágil.
Así, las revistas científicas se constituyeron en el medio de comunicación más conocido y
legitimado entre las comunidades científicas. Con la profesionalización de la actividad
académica también se convirtió en un dispositivo fundamental para la práctica científica. La
famosa frase
“publish or perish”
3
pone de manifiesto la importancia de “hacer público” el
resultado de las investigaciones, pero sobre todo, la necesidad de la publicación periódica para
la organización y el avance de los propios científicos. La publicación del conocimiento
producido se tornó en un indicador clave en la política de evaluación de la actividad científica
de investigadores, programas, proyectos y universidades. De modo que, la importancia que
posee la revista científica para la producción y reproducción del conocimiento es ampliamente
reconocida.
De este modo, entre las instituciones de la ciencia que el científico tiene presente en su
práctica cotidiana de la investigación, la
revista
ha ganado un espacio indiscutido. En el
esquema general de comunicación de la ciencia, la revista científica representa el registro
público que organiza y sistematiza los conocimientos acumulados y es un canal indirecto y
formal
del
mensaje
científico
que
contribuye
a
la
producción
y
reproducción
del
conocimiento. En el esquema general de la organización de la ciencia la
revista científica
se
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
torna fundamental al acrecentar el crédito académico de un científico, legitimar su actividad,
asegurar prioridad en la producción de un resultado y, al definir un ámbito para los procesos
activos de persuasión, negociación, refutación y modificación, a través de los cuales los
productos de la ciencia –y los productores- son selectivamente construidos y reconstruidos en
el campo científico.
La revista en el campo científico
La sociedad para Pierre Bourdieu
4
, constituye un macro espacio estructurado con ámbitos
diferenciados entendidos como
campos
. Cada campo conforma un conjunto de relaciones de
la vida social que, progresivamente, va tomando cierta autonomía. La ciencia es un
campo
, en
particular, un campo de producción simbólica. De modo que, el
campo científico
es:
Sistema de relaciones objetivas entre posiciones adquiridas (en las luchas
anteriores) es el lugar (es decir, el espacio de juego) de una lucha
competitiva que tiene por desafío específico el monopolio de la autoridad
científica, inseparablemente definida como capacidad técnica y como poder
social, o, si se prefiere, el monopolio de la competencia científica que es
socialmente reconocido a un agente determinado, entendida como capacidad
de hablar e intervenir legítimamente (es decir, de manera autorizada y con
autoridad) en materia de ciencia” (Bourdieu, 1992: p. 131).
Podemos imaginar un campo como una red de relaciones objetivas entre una diversidad de
posiciones definidas en oposición a otras, de modo que el valor de una posición social se
mide por la “distancia” social que la separa de otras posiciones inferiores o superiores. Las
posiciones se definen de acuerdo a un tipo especial de capital específico de ese campo -en
este caso científico-poseído por los agentes presentes en él que entran en lucha o competencia
como parte de la dinámica interna de ese campo.
De esta forma, la posesión de un capital específico de un campo, es a la vez requisito de
entrada en ese campo, objeto de lucha y arma de lucha en ese campo. Bourdieu distingue
entre cuatro tipos de capital: el capital económico, el capital cultural, el capital simbólico y el
capital social. En este trabajo nos interesa el
capital simbólico
, en particular el capital
científico.
El campo científico comparte las mismas características con el resto de los campos pero
presenta una particularidad: el tipo de capital que pone en juego:
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
El capital científico es un tipo especial de capital simbólico, capital basado
en el conocimiento y el reconocimiento(…) La estructura de la distribución
del capital determina la estructura del campo, es decir, las relaciones de
fuerza entre los agentes científicos: el control de una cantidad (y, por tanto,
de una parte) importante de capital confiere un poder sobre el campo, y, por
tanto, sobre los agentes menos dotados (relativamente) de capital (y sobre el
derecho
de
admisión
en
el
campo),
y
dirige
la
distribución
de
las
posibilidades de beneficio (Bourdieu, 2003: p. 66).
Los “agentes” para Bourdieu son aquellos que producen efectos sobre el campo. En el caso
de la ciencia, los agentes, son los científicos aislados, los equipos, los laboratorios y las
instituciones que, definidos por el volumen y la estructura del capital específico que poseen,
conforman la estructura del campo que los determina, es decir, el estado de las fuerzas que se
ejercen sobre la producción científica, sobre las prácticas de los científicos. El peso asociado
a un agente, que soporta el campo al mismo tiempo que contribuye a estructurarlo, depende
de todos los restantes agentes, de todos los restantes puntos del espacio y de las relaciones
entre todos los puntos, es decir, de todo el espacio (Bourdieu, 2003).
Es el campo científico el que, como lugar de la lucha política por la dominación científica,
otorga a cada agente (investigadores e instituciones), en función de la posición que ocupa, sus
problemas indisociablemente políticos y científicos, y sus métodos, estrategias científicas
que, puesto que se definen expresa u objetivamente por referencia al sistema de posiciones
políticas o científicas constitutivas del campo científico, son al mismo tiempo estrategias
políticas.
El campo asigna a cada agente sus estrategias, según la posición que ocupen en la estructura;
pero también según el
habitus
que los caracterice y diference. La noción de
habitus
conceptualiza para Bourdieu el arte del científico. Un científico no sigue un método por un
simple acto psicológico consciente, sino porque ha incorporado inconscientemente cierta
manera de pensar, es decir, porque se ha constituido su
habitus
científico a partir de la
estructura del campo y de las relaciones que ahí se establecen. El
habitus científico
“es una
teoría realizada e incorporada”. El agente, a partir de la formación disciplinaria adquirida en
ciertas instituciones (que también ocupan una posición en el campo), incorpora una serie de
esquemas que determinan la gama de fenómenos a estudiar y la manera en la que serán
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
abordados. Estos esquemas sufren modificaciones en el curso de la trayectoria del agente,
permitiéndole modificar su posición en el campo (Bourdieu, 2003).
De este modo, el verdadero origen de las estrategias de los agentes no es el cálculo único,
sino una realización inconsciente producto de la combinación de un
habitus
y de una posición
en campo; así pues, las disposiciones son el verdadero principio de los actos tácitos de
conocimiento y reconocimiento científico. Ahora bien, ¿qué rol juegan las revistas en el
campo científico?
Para Bourdieu (1992), el orden científico establecido engloba al conjunto de instituciones
encargadas de asegurar la producción y circulación de los bienes científicos al mismo tiempo
que la reproducción y la circulación de los productores (o de los reproductores) y de los
consumidores de esos bienes. Pero además comprende los instrumentos de difusión y, en
particular, las
revistas científicas
que, por la selección que ellas operan en función de los
criterios dominantes, consagran los productos conformes con los principios de la ciencia
oficial, ofreciendo así continuamente el ejemplo de lo que merece el nombre de ciencia, y
ejerciendo una censura de hecho sobre las producciones heréticas, tanto rechazándolas
expresamente, cuanto desanimando simplemente la intención de publicar por medio de la
definición de lo publicable que proponen.
De modo que, las revistas en tanto
espacios de legitimación
de la autoridad científica,
constituyen elementos significativos para la distribución del capital simbólico. Bourdieu
establece que la revista ejerce una doble selección. De un lado, selecciona en función de los
criterios dominantes, consagrando los productos conformes con los principios de la ciencia
oficial y ejerciendo una censura de hecho sobre algunas producciones. De otro lado, porque lo
que es percibido como importante e interesante es lo que tiene
chances
de ser reconocido
como importante e interesante para otros y, por lo tanto, de hacer aparecer al que lo produce
como importante e interesante a los ojos de los otros (Bourdieu,1992).
De esta manera, podemos decir que la revista científica es en sí uno de los elementos del
campo a través del cual se legitiman los agentes, los objetos y los métodos de la indagación
científica. Más aún, el análisis de las revista
s
científicas permite identificar y caracterizar el
núcleo de investigadores de una disciplina, los conceptos y paradigmas propios de la misma,
conocer las tendencias de investigación, las metodologías y la literatura utilizada.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
De modo que, las revistas aunque parezcan
prima facie
instituciones auxiliares constituyen
una condición indispensable para la efectividad de la comunidad como un todo. La existencia
de una revista científica implica un grado de sociabilidad entre quienes están suscritos a ella.
Su característica básica es que satisface las necesidades culturales de sus integrantes,
colaboradores y lectores (Vessuri, 1989).
Tanto por la necesidad de tornar pública la producción, como por las exigencias del propio
campo, el destino de publicación se halla presente desde los primeros momentos de la
investigación Al intentar analizar los mecanismos de conformación de un nuevo campo,
Kreimer (1998) encuentra en la publicación una doble significación: como un ex post de la
producción, en el sentido de “volcar” el trabajo de investigación y hacerlo público, y como un
operador ex ante de la producción. Este asunto resulta crucial si se piensa que la producción
científica es, fundamentalmente, producción de
papers
; es decir, en última instancia,
producción de discurso. En este sentido, la publicación resulta inseparable del proceso mismo
de la producción.
La comunicación científica en América Latina
La comunicación científica muestra en América Latina rasgos propios. Los desarrollos de la
ciencia académica en América Latina durante todo el siglo XX muestran, que la incipiente
comunidad científica se fue construyendo en un contrapunto permanente entre la voluntad de
incorporación al sistema científico internacional y el deseo de llegar a tener una voz propia,
autonomía en la definición de su perfil, sus intereses y su legitimación Vessuri (1994).
Por otra parte, Rusell (1998) plantea una dicotomía aún vigente al identificar la ciencia de los
países periféricos es publicada a través de revistas nacionales que están poco representadas en
bases de datos internacionales y que los patrones de publicación de los científicos de estos
países se dividen en dos categorías: 1) unos pocos que publican preferentemente en la
literatura científica de corriente principal; 2) y la gran mayoría, que publican principalmente a
través de revistas nacionales y regionales.
En esta línea, además las publicaciones latinoamericanas se encuentran en un círculo vicioso:
las publicaciones nacionales no tienen prestigio y circulación internacional porque los
científicos regionales publican sus mejores resultados en el extranjero; pero los investigadores
latinoamericanos también publican en el extranjero porque las revistas nacionales no llevan
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
sus resultados a la comunidad científica internacional (Vessuri, 1995 en Ríos Gómez y
Herrero Solana, 2005).
Por otra parte, os países en desarrollo y particularmente América Latina, comparten con el
resto del mundo los problemas de la crisis de la comunicación académica. Uno de ellos es la
proliferación de títulos: el aumento de las actividades de investigación, el aumento del
número de personas que publican, la importancia cada vez mayor dada a la publicación como
medida del status del científico por parte de sus pares
y empleadores, la creciente
especialización y compartimentación de las disciplinas, y los desarrollos en la tecnología de
impresión a alta velocidad, han llevado a duplicar el número de publicaciones desde 1980
(Romanos de Tiratel, 2008).
De otro lado encontramos el problema de los precios o “journal crisis” (Patalano, 2005). El
explosivo crecimiento en los costos de la distribución de la información académica, los
inconvenientes del actual proceso de edición, tales como el tiempo transcurrido entre el envío
del original a la revista y su publicación, la confiabilidad de los evaluadores de los artículos, y
las cada vez más recurrentes cancelaciones de suscripciones por aumento de precios y caída
del presupuesto, provocan una aguda crisis en el proceso de difusión del conocimiento
científico.
En América Latina, a estas circunstancias se le suman los desafíos
de la internacionalización
de la producción cultural. En este contexto, gran parte de la publicaciones latinoamericanas
son condenadas a una existencia fantasma y como consecuencia no hay reconocimiento para
los investigadores que publican en ellas, lo cual hace que no exista interés de publicar en
revistas locales, a pesar de ser un mecanismo de diseminación local viable, un instrumento de
transferencia de información para colegios invisibles locales y un vehículo importante para la
publicación de resultados científicos regionales (Ríos Gómez y Herrero Solana, 2005).
Esto último ha sido puesto de manifiesto por numerosos trabajos que analizan la presencia de
revistas de países periféricos, en particular de América Latina, en los índices internacionales.
Las conclusiones planteadas demuestran, en general, que la mayor parte de los artículos
científicos de los países periféricos es publicada a través de revistas locales, nacionales o
regionales, marginadas en su gran mayoría de lo que se conoce como corriente principal. La
región en conjunto contribuye escasamente con el 1,3% de los artículos que anualmente se
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
publican en el mundo. A su vez, estos adolecen de las dificultades que enfrentan las revistas
de los países periféricos: poco número de artículos por volumen, falta de periodicidad y
regularidad en la edición, bajo factor de impacto (Krauskopf y Vera, 1995).
Revisar la historia de la revista científica es de esta manera una forma de indagar sobre el
desarrollo de las comunidades científicas; un camino para analizar las oportunidades y
dificultades que ha atravesado la comunicación científica en América Latina. En este trabajo
nos proponemos indagar acerca del carácter de la comunicación científica en América Latina
a través de explorar la revista DE en la década de 1970, en particular como sitio de
intercambio
de
opiniones
e
interpretaciones
sobre
temas
claves
de
Ciencia
Social
latinoamericana.
Consideraciones sobre la revista Desarrollo Económico
En los últimos años, las revistas han sido objeto de diversos abordajes que subrayan sus
atributos como forma de manifestación de distintas aristas del campo político, cultural o
académico, y DE no ha escapado a esta tendencia. La revista aparece en 1958 y puede
considerarse uno de los logros editoriales más importante en la historia de la investigación
social no sólo en Argentina, sino en toda América Latina. Su publicación es trimestral y ha
salido ininterrumpidamente desde esa fecha, alcanzando actualmente 194 números. Debido a
la importancia cabal de DE para el impulso de las ciencias sociales en la región, ha sido
unidad de análisis de diversos trabajos que han aportado interesantes hallazgos.
Un trabajo pionero en la Argentina sobre DE es el de María Agustina Diez y Paola Bayle
(2008), ambas sociólogas de la Universidad de Cuyo. Las autoras se proponen contribuir con
un análisis sociológico e histórico de los primeros cuatro volúmenes de la revista (1958-1960)
buscando descifrar a partir de ellos las particularidades de una época cultural y política que
cierra la década de 1950. Bayle y Diez no sólo se acercan a la revista desde una mirada
sociológica, sino que la consideran como un documento histórico particular, como un tipo de
texto colectivo que permite visualizar en sus páginas ideas, bocetos y propuestas abocados a
la construcción de un proyecto común. Entre sus conclusiones destacan:
La Revista de Desarrollo Económico, publicada durante el bienio 1958-
1960 encarnó uno de los principales intentos de comenzar a discutir
científicamente la problemática del desarrollo en el marco de las exigencias
de políticas económicas concretas. Esta problemática, fuertemente ligada al
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
pensamiento cepalino, encontró una vía de difusión y un espacio de
discusión en esta revista, contribuyendo a consolidar disciplinas como la
economía y la sociología (Bayle y Diez, 2008: p. 593).
En esta misma línea, Pablo Stropparo (2009) presenta una interesante propuesta que consiste
en
vincular
la
producción
teórica
académica
en
Ciencias
Sociales
con
el
contexto
sociopolítico, socioeconómico e intelectual de la época. El autor sostiene que la prevalencia
de ciertas problemáticas, marcos analíticos y supuestos de la teorización social puede
explicarse en el marco de contextos históricos particulares, pasibles de caracterización
sistemática. Para ello, se centra en el análisis de cuatro números de DE
publicados entre 1958
y 1959, por la Junta de Planificación Económica de la Provincia de Buenos Aires. Entre sus
conclusiones, Stropparo señala que:
Las teorías expuestas [en la revista] se oponían a determinados intereses y
visiones de la sociedad argentina de la época, los cuales se encontraban
vinculados a los sectores y clases sociales “tradicionales” o de “privilegio” y
cuya expresión en la estructura social eran las
actividades agropecuarias
.
En la RDE se postulaba una transformación estructural en la cual ocuparan
un lugar central la industrialización y la modernización de la estructura
agropecuaria. A nuestro entender, la visión expresada en la revista tenía una
clara perspectiva de capitalismo nacional, en la cual, por otro lado, el Estado
jugara un papel preponderante en la planificación del desarrollo. Sumado a
estos planteos, era relevante la idea de que el fin del desarrollo y de la
acción técnica y política desde el Estado debía propender a la satisfacción
de los intereses de la mayoría de la población (Stropparo, 2009: p. 14).
Por otro lado, encontramos un artículo producido por investigadoras brasileñas. Reichel da
Silva, Broniczack y Ehlert (2006) se proponen analizar la historiografía en América Latina a
partir de lo publicado en la revista DE entre abril de 1961 y abril de 1971, relacionándola con
las coyunturas políticas y el pensamiento desarrollista. El objetivo propuesto por las autoras
es distinguir la “red” de intelectuales que la revista congregó, como también las ideas
centrales,
las
propuestas
y
las
tendencias
teórico-metodológicas.
Como
conclusión
Broniczack
y Ehlert afirman que DE reunió entre editores, autores y público lector, un grupo
de
intelectuales
que,
en
los
años
„60
estaban
identificados
a
su
modo
con
el
latinoamericanismo. Así, DE difundió estudios renovados sobre la realidad actual y pasada de
América Latina de especialistas que estaban imbuidos de la importancia de los estudios
multidisciplinarios y de análisis interpretativos basados en investigación empírica.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
Como podemos observar, DE ha despertado un claro interés como unidad de análisis para
entender las particularidades que reviste un período determinado y el peso que tiene en la
conformación, ampliación e innovación en el campo intelectual.
La revista DE nace en 1958 bajo el clima de ideas del “desarrollismo”. En un principio, fue
fundada y coordinada por la Junta de Planificación Económica de la Provincia de Buenos
Aires
5
, pero ya en 1960, un conjunto de economistas, varios investigadores del Instituto Di
Tella y sociólogos, politólogos e historiadores del departamento de sociología de la UBA,
deciden embarcarse en un proyecto conjunto de desarrollo académico y se produce la
refundación de la Revista en el marco de la creación del Instituto de Desarrollo Económico y
Social (IDES
6
). En la editorial del volumen que conmemora los 25 años de la revista, el
Comité Editorial así lo manifestó:
El
IDES
y
nuestra
revista
nacieron,
hace
veinticinco
años,
de
una
conjunción de esfuerzos de científicos sociales. El aporte inicial provino
esencialmente de tres grupos: por un lado, un conjunto de economista que
acompañaron la gestión de Aldo Ferrer como ministro de Economía de la
provincia de Buenos Aires, entre los que estaba Norberto González, primer
presidente del IDES; por otro, historiadores, sociólogos y politólogos
nucleados en torno del Instituto de Sociología de la Universidad de Buenos
Aires; y, por último, por investigadores del Instituto Di Tella – por entonces
la única institución privada importante de investigación en ciencias sociales
en el país (Desarrollo Económico, 1986: p. 483).
Si bien puede pensarse que el perfil de la revista es económico
7
-sobre todo si se consideran
las temáticas abordadas en los inicios de la revista- al observar sin mayor detalle los títulos de
los documentos publicados a lo largo del tiempo, se advierte rápidamente que la revista reúne
artículos de las Ciencias Sociales y las Humanidades en general. Su actual director, Juan
Carlos Torre define la revista de la siguiente manera:
La revista tiene una variedad de áreas que cubre, y para mi eso es tributario
de su origen, porque la revista salió cuando no había ninguna otra, por lo
tanto fue un paragüas, o sea, uno puede publicar un artículo de antropología
o de economía, y en el medio miles de cosas …Es una revista arco iris.
8
De esta manera, la revista DE constituye un
agente
de un campo científico más amplio, del
campo de las Ciencias Sociales, que engloba un conjunto muy diverso de agentes e
instituciones. La revista es un agente porque provoca efectos en el campo, en este caso no es
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
un científico aislado sino una institución que se ocupa de asegurar la producción y circulación
de los bienes científicos al mismo tiempo que la reproducción y la circulación de los
productores (o de los reproductores) y de los consumidores de esos bienes.
A su vez la revista es un
espacio de legitimación
, que por la selección que ella produce en
función de los criterios dominantes, consagra los productos conformes con los principios de la
ciencia “oficial”, ofreciendo así continuamente el ejemplo de lo que merece el nombre de
ciencia,
y
ejerciendo
una
censura
de
hecho
sobre
las
producciones
heréticas,
tanto
rechazándolas expresamente, cuanto desanimando simplemente la intención de publicar por
medio de la definición de lo publicable que proponen (Bourdieu, 1992).
La revista DE aparece en 1958 y puede considerarse uno de los logros editoriales más
importante en la historia de la investigación social no sólo en Argentina, sino en toda América
Latina. En una contexto en que gran parte de la publicaciones latinoamericanas son
condenadas a una existencia fantasma debido a los problemas económico y políticos, pero
también a las tendencias de la ciencia académica en América Latina (Vessuri, 1994); DE ha
salido
ininterrumpidamente
desde
esa
fecha,
alcanzando
actualmente
197
números,
representado así un lugar de suma importancia en términos de consagración científica.
Por otra parte, se ha sostenido que DE encarnó uno de los principales intentos de comenzar a
discutir científicamente la problemática del
desarrollo
en el marco de las exigencias de
políticas económicas concretas de la Argentina del momento (Bayle y Diez; 2008). En este
sentido, se ha señalado que esta revista también reunió entre editores, autores y público lector,
un grupo de intelectuales que, en los años „60 estaban identificados a su modo con el
latinoamericanismo
(Broniczack
y
Ehlert,
2006).
La
problemática
del
desarrollo
,
fuertemente ligada al pensamiento cepalino, encontró un canal de difusión y un espacio de
discusión en esta revista, contribuyendo además a consolidar disciplinas como la Economía y
la Sociología (Bayle y Diez, 2008).
Los debates académicos en
Desarrollo Económico
Desde la óptima de los agentes, recordemos que Bourdieu (2003) nos advierte que si bien es
conveniente tomar en consideración el papel de la “publicación” como lugar para hacerse
público, para darse a conocer, ésta no es una forma de publicidad o de relaciones públicas,
sino
que
el
científico
busca
crear
unas
redes
mediante
las
cuales
se
constituya
el
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
reconocimiento
de
su
importancia:
la
verdad
social
se
encuentra
al
término
del
enfrentamiento, y es preciso, por tanto, hacerse fuerte en las revistas, las editoriales, etcétera,
para derrotar socialmente a los adversarios.
Más aún, en el campo científico.
Existir científicamente es distinguirse, de acuerdo con las categorías de
percepción vigentes en el campo, o sea, para los colegas (“haber aportado
algo”). Es distinguirse (positivamente) por una
aportación distinta
. En el
intercambio científico, el sabio aporta una “contribución” que le hes
reconocida por unos actos de reconocimiento público, por ejemplo, la
referencia en forma de cita de las fuentes del conocimiento utilizado
(Bourdieu, 2003: 101).
El
debate académico
constituye un episodio que condensa las particularidades del modo de
hacer y comunicar en la actividad científica. El hecho de que se produzcan debates es
significativo porque no sólo muestran discrepancias cognitivas e ideológicas, sino también
acuerdos sobre asuntos, teorías, metodologías y actores sobre los cuales discutir
.
Sin debates
recurrentes, el trabajo empírico se interrumpe, ya que a los académicos les basta con aplicar la
teoría aceptada sin una continua necesidad de seguir la evolución entre los teóricos. Por otra
parte,
también
aglutina
en
un
período
determinado
a
un
conjunto
de
académicos,
colaboradores, evaluadores, editores y lectores en general, alrededor de las cuestiones
centrales que preocupan a los cientistas sociales de la región.
Hacia 1970, la revista DE era una de las publicaciones más prestigiosas de Ciencias Sociales
en América Latina. A pesar del retroceso general de la producción de conocimiento social
ocurrida como consecuencia del gobierno dictatorial entre 1966 y 1973 en la Argentina,
autodenominado “Revolución Libertadora”, DE había logrado una circulación ininterrumpida.
Circulación que tampoco se vería obstaculizada por el período dictatorial de “Reorganización
Nacional” ocurrido entre 1976 y 1983.
Numerosos cientistas sociales de toda Latinoamérica habían publicado allí sus trabajos y con
el tiempo varios de ellos se convirtieron en “clásicos” de las Ciencias Sociales en la región.
La Revista DE había sido además, incluida en el recientemente creado
Science Citation Index
,
un prestigioso listado internacional de revistas científicas “de alta calidad”. Claramente,
publicar en DE otorgaba un prestigio muy importante en el ámbito académico y, en términos
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
de capital científico significaba el reconocimiento a una temática, una teoría, un método, un
trayectoria.
La revista contaba con diversas secciones: “Artículos”, “Notas y comentarios”, “Reseñas
bibliográficas” y una sección final en donde se daba difusión a un conjunto de revistas de las
Ciencias Sociales nacionales y regionales. Desde el Vol. 9 N° 3 de enero- marzo de 1970 al
Vol. 19 N° 75 de octubre-diciembre de 1979 se publicaron 349 documentos. A los fines de
este trabajo destacamos aquellos que se encuentran en la sección “Notas y comentarios” y que
se consideran forman parte de algún debate académico. Cada debate incluye un artículo inicial
que da pie a comentarios, aquellos documentos redactados para comentar un artículo
publicado en DE con anterioridad y las respectivas respuestas de los autores de los artículos
objeto del comentario.
Se examinaron los artículos publicados en DE durante los años setenta y se observó que la
comunicación científica adquirió un carácter distintivo por aquellos años en dicha revista; no
sólo se trató de hacer público los resultados de las investigaciones, sino también de entablar
intercambios
sobre
diferentes
interpretaciones
acerca
de
un
mismo
tema
legitimando
trayectorias e interlocutores en el campo científico. En el anexo se incluyeron todos los
debates académicos publicados en las páginas de DE, pero a continuación se mencionan a
modo de ejemplo algunos de ellos.
Uno de los artículos que dio pie a diversos comentarios fue el de Gino Germani “El
surgimiento del peronismo: El rol de los obreros y de los migrantes internos” aparecido en el
Nº 51 de 1973. Escribieron sobre él Peter H. Smith: “Las elecciones argentinas de 1946 y las
inferencias ecológicas” Nº 54 de 1974, Eldon Kenworthy: “Interpretaciones ortodoxas y
revisionistas
del
apoyo
inicial
del
peronismo”
y
Tulio
Halperín
Donghi:
“Algunas
observaciones sobre Germani, el surgimiento del peronismo y los migrantes internos” ambos
en el Nº 56 de 1975.
Un rico debate generaron Pablo Gerchunoff y Juan Jose Llach con su artículo sobre
“Capitalismo industrial, desarrollo asociado y distribución del ingreso entre los dos gobiernos
peronistas: 1950-1972” publicado en Nº 57 del año 1975. Las conclusiones de este artículo
originaron la redacción por parte de Daniel Azpiazu, Carlos Bonvecchi, Miguel Khavisse y
Mauricio Turkieh de un comentario extenso comentario que dio origen a la nota crítica
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
“Acerca del desarrollo industrial argentino. Un comentario crítico” del N° 60 en 1976. Frente
a él en el mismo número Pablo Gerchunoff y Juan Jose Llach responden en la nota en “El
nuevo carácter del capitalismo en la Argentina. Respuesta a una crítica”. Más tarde, en el Nº
66 de 1977 Jorge Schvarzer escribe “Las empresas industriales más grandes de la Argentina.
Una evaluación”, mientras que Pablo Gerchunoff y Juan Jose Lach responden al mismo en
“Precisiones sobre el tema de la concentración de la industria argentina. Un comentario”
también en dicho número.
Un extenso debate fue originado a partir del artículo de Horacio Núñez Miñana y Alberto
Porto titulado “Análisis de la evolución de precios de empresas públicas en la Argentina” del
Nº 63 de 1976. Al año siguiente surgen los comentarios en el Nº 65 de 1977 de Julio Berlinski
y Héctor L. Dieguez en “Análisis de la evolución de precios de empresas públicas en la
Argentina. Un comentario”, de Alieto Guadagni en “Análisis de la evolución de precios de
empresas públicas en la Argentina. Un comentario”, y también se relacionan los artículos de
Ricardo Halperín “Análisis económico del financiamiento de las empresas del Estado. Un
comentario”, y de también de Guadagni “Análisis económico del financiamiento de las
empresas del Estado. Acerca de un comentario” aparecidos en el mismo número, que remiten
al texto de Guadagni “Análisis económico del financiamiento de las empresas del estado del
Nº 60 de 1976”. Más tarde, en 1977 en el Nº 66 vuelve a generarse un intercambio entre Juan
Carlos de Pablo que escribe “Análisis de la evolución de precios de empresas públicas en la
Argentina. Una omisión preocupante”, Horacio Núñez Miñana y Alberto Porto que responden
en “Análisis de la evolución de precios de empresas públicas en la Argentina. Respuesta” y
Julio Berlinski agrega su posición en “El empleo en la industria textil argentina. Análisis de
comportamiento y de elección tecnológica. Un comentario”.
Todos estos debates giraron tanto alrededor de cuestiones teóricas como metodológicas
referidas a líneas de investigación específicas que cada autor había comenzado a desarrollar y
sobre la cual reclamaba cierta legitimidad. Pero además, estos debates fueron emprendidos
con objetivos que iban más allá de comunicar los resultados de sus investigaciones, a través
de “dialogar” con otros autores que trabajaban la misma temática, los distintos académicos
buscaron definir su posición dentro del campo, buscaron legitimar objetos de estudio,
métodos de análisis, enfoques teóricos, bibliografías. Por otra parte, cada agente se situó en un
subárea de trabajo determinada, estableciendo sus interlocutores y en definitiva, poniendo en
juego su capital científico.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
La comunicación científica revistió la forma de embate científico a través del intercambio y la
crítica de los resultados de las investigaciones. La revista científica DE jugó en este período
un papel central en el sentido que dio lugar a la publicación de una sección sobre “notas y
comentarios” estimulando de esta manera la lectura crítica de los artículos en ella publicados.
De modo que, DE no fue sólo un medio para conservar y difundir los avances de la ciencia,
sino también un institución social con una activa política de intervención en el campo.
Al dialogar con Juan Carlos Torre, miembro del Comité Editorial en ese momento y actual
director de DE, subrayó esta cuestión al señalar que:
La revista no es sólo un lugar donde se publica, la revista busca también
promover el campo (académico), no es apenas el resultado de aplicación de
criterios de profesionalidad. La revista no se limita a ser un lugar donde se
publica lo que se recibe, sino que la revista se define como una publicación
que busca intervenir ¿cómo lo hace? solicitando trabajos en función de
determinados temas que desde la dirección de la revista pensamos que
pueden ser de utilidad para la comunidad académica
9
.
Por su parte, otro de los colaboradores de la revista en aquel momento, Daniel Santamaría se
refirió a otro de los debates ocurridos en DE al comentar que:
Efectivamente estuve trabajando en el IDES entre 1982-1984 y mi función
era proveer de material crítico a la revista, además de otras enjundias…Las
polémicas eran comunes en ese tiempo donde no se privilegiaba tanto el
consenso, que a veces equivale al silencio de los estúpidos. Recuerdo la alta
temperatura de la famosa polémica entre Ruggieron Romano y André
Gunder
Frank,
también
ventilada
en
Desarrollo
Económico.
..
Hoy,
lamentablemente, las polémicas han decrecido en número y calidad, e
incluso existen “intelectuales” que se ofenden cuando se los critica,
ignorando que el conocimiento siempre es crítico y que la crítica permite el
desarrollo de la inteligencia y de la libertad creadora
10
.
Santamaría se refiere a la Nota Crítica publicada en el N° 38 Vol. 10 Julio-Septiembre de
1970 que Ruggiero Romano escribe “A propósito de “Capitalismo y subdesarrollo en América
Latina”, de André Gunder
Frank
. El autor comienza la crítica con un fuerte tono respecto de
la obra de Gunder Frank:
Desde hace años, André Gunder Frank, con talento digno de mejor causa,
busca apertura en revistas y revistillas en las que publica y vuelve a publicar
sus escritos. Estos han sido ahora recopilados en dos volúmenes. La única
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
ventaja que de ellos se desprende, es que de esta forma es más fácil hallar el
hilo del informe cúmulo de ensayos y artículos. He dicho “informe cúmulo”
porque André Gunder Frank es una de esas personas que “se hablan a sí
mismas”. Enfermo de una incurable “graforrea”, convencido de pergeñar a
cada instante no se que ideas extraordinarias; persuadido del hecho de que,
gracias a él y a sus escritos, la revolución americana da pasos de gigante,
sigue enfermándose con sus pleitos, que son intelectual, científica y
políticamente bastante inconsistentes.
André Gunder Frank le responde en el N° 49 Vol. 13 Abril-Junio de 1973:
“La dependencia ha
muerto. Viva la dependencia y la lucha de clases (una respuesta a críticos).
De esta manera,
Santamaría subraya el rol de la revista DE como agentes que interviene en el campo científico,
en este caso, como institución que incide en la generación de intercambios entre diferentes
visiones sobre un mismo tema.
En un contexto de difícil situación para la revistas científicas en América Latina como lo
fueron los años setenta, tanto por cuestiones económicas y políticas, como también por las
escasas aplicaciones de los avances tecnológicos, DE representó un espacio ágil y abierto para
los académicos de la región, estimulando el debate crítico de opiniones y brindando espacio
para la consagración de los propios cientistas sociales.
Consideraciones finales
Las revistas científicas constituyen uno de los elementos del sistema de comunicación
científica. Si bien desde sus orígenes tuvo como objetivo proporcionar un medio de
comunicación y de
discusión
del conocimiento de una manera más directa que los libros, en
general las revistas se examinan desde perspectivas que privilegian su papel como canales
para la publicación de resultados. Pero la revista también puede ser entendida como agente del
campo científico que opera sobre él.
En el campo se cristaliza el orden científico establecido, dando lugar a las instituciones que
tienen por función la producción y circulación de los bienes científicos y al mismo tiempo, de
los productores de esos bienes. Aquí es donde juegan su papel los instrumentos de difusión,
entre ellos, las revistas científicas. Dichas instituciones son a la vez agentes del campo y
espacios de legitimación, es decir, son agentes porque producen efectos sobre el campo pero
también son ámbitos en los que se pone en juego la autoridad científica. Las revistas, por la
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
selección que realizan consagran productos y productores, legitiman objetos, métodos y
agentes del campo.
El campo además es dinámico, en él se lleva adelante una lucha continua por mantener o
modificar la relación de fuerzas entre los agentes. La delimitación de las fronteras de un
campo es una constante búsqueda por parte de los agentes, que intentan establecer normas y
generar una cierta autonomía frente a otros campos de producción simbólica y también
material. Así, el campo transcurre por diversos momentos según el juego, dependiendo de la
estructura de distribución del capital. La revista en tanto
espacio de legitimación
de la
autoridad científica, constituye un elemento significativo para la distribución del capital
simbólico, pero además, a través de una activa participación en el campo puede adquirir una
importancia considerable para los agentes del campo.
En este trabajo se indagó en la revista DE con el objetivo de exponer el carácter que adquirió
la comunicación científica en un momento específico del desarrollo de la Ciencia Social en
América Latina a través de examinar los artículos publicados en ella durante los años setenta.
En particular, se indagó acerca de los
debates académicos
ocurridos en sus páginas con el
propósito de mostrar su papel como canal para la discusión y no sólo la comunicación.
De modo que, a través de explorar los artículos publicados en la revista argentina DE, se
mostró la importancia que adquirieron en sus páginas los
debates académicos
entre los
distintos autores que allí publicaron. DE llevó adelante una activa intervención en el campo
de las Ciencias Sociales en el país, estimulando el intercambio de diferentes visiones e
interpretaciones de varias temáticas e involucrando a una diversidad de académicos,
generando así entre editores, autores y público lector una propensión al debate y a la lectura
crítica de los productos científicos.
Así, DE no sólo se constituyó en un sitio de publicación de un gran prestigio en la región, sino
que los artículos allí publicados ocasionaron numerosas discusiones. Como se mencionó, sin
debates recurrentes, el trabajo empírico se interrumpe, ya que a los académicos les basta con
aplicar la teoría aceptada sin una continua necesidad de seguir la evolución entre los teóricos;
pero además, se continúan consagrando los productos y los productores de la ciencia como
verdad absoluta e incuestionable.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
De lo anteriormente señalado se desprende la necesidad de sostener y apoyar los espacios de
legitimación
que
significan
las
revistas
científicas
para
la
comunidad
académica
latinoamericana, pero más se resalta la urgencia de promover desde las revistas en tanto
instituciones del campo debates académicos que desarrollen la práctica de la discusión y la
visión crítica de los productos de la ciencia. Actualmente, a los problemas políticos y
económicos que deben enfrentar los proyectos académicos en la región, se suma una escasa
visibilidad de intercambios de opiniones y visiones diferentes sobre un mismo tema.
Este trabajo buscó señalar un momento en que la comunicación científica de la Ciencia Social
en América Latina, se caracterizó por la crítica y el cuestionamiento, como modo de
ejemplificar que la posibilidad de instalar este sello en el quehacer científico es posible.
Referencias
Bordons, M. y Gómez Caridad, I., (1997). La actividad científica española a través de
indicadores
biliométricos
en
el
periodo
1990-93.
Revista
General
de
Información
y
Documentación
,
Vol.
7,
2.
Centro
de
Información
y
Documentación
Científica
(CINDOC), CSIC. Universidad Complutense. Madrid, 69-86.
Bourdieu, P., (1992). El campo científico.
REDES
Nº 2, vol. 1, Universidad Nacional de
Quilmes, Buenos Aires, 131-160.
Bourdieu, P., (1992).
El oficio del científico. Ciencia de la ciencia y reflexividad.
Barcelona,
Editorial Anagrama.
Cajaraville, M. C. (1997). Publicaciones periódicas. Antropología Social y Democracia, las
revistas
de
Antropología
en
Buenos
Aires.
1984-1995.
Noticias
de
Antropología
y
Arqueología
, 2(16). Disponible en http://www.naya.org.ar/ articulos/epistem01.htm
De la Vega, I. (2003). Cienciometría y política científica en la periferia: el caso de Venezuela.
Revista Espacios
. Vol. 24 (1).
Diez, A. y Bayle, P. (2006) La revista
Desarrollo Económico en la coyuntura de 1958-1960.
En Biagini H. y Roig, A.
El pensamiento alternativo en la Argentina del siglo XX,
T. 2, (pp.
581-594), Buenos Aires, Biblos.
Dos Santos, V. (2003). Estudio bibliométrico sobre la producción científica brasileña en
revistas españolas durante el período de 1997 a 2001.
Revista Informação & Informação
,
Londrina, vol. 8, N°.2, jul./dez.
Filippo,
D.
y
Fernández,
M.
(2000).
Bibliometría:
importancia
de
los
indicadores
bibliométricos, Red Iberoamericana de Indicadores de Ciencia y Tecnología. El
estado de la
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
ciencia: principales indicadores de ciencia y tecnología iberoamericanos/ interamericanos.
Buenos Aires: RICYT.
González
Alcaide,
G.
et.
al.
(2008).
Una
década
de
investigaciones
en
Anales
de
Documentación
(1998-2007):
aproximación
bibliométrica
y
temática,
Anales
de
documentación
, Nº 11, 57-78.
Instituto de Desarrollo Económico y Social, (2006).
Índice cronológico, temático y de autores
(1961-2006), Buenos Aires. Disponible en: http://www.ides.org.ar/shared/Revista/icta. pdf
.
Krauskopf, M. y Vera, M. I., (1995). Las revistas latinoamericanas de corriente principal:
indicadores
y
estrategias
para
su
consolidación.
Revista
Interciencia
20(3)
144-148.
Kreimer, P. (1998). Publicar y castigar. El
paper
como problema y la dinámica de los campos
científicos.
REDES
, Vol. V, Núm. 12, diciembre, 51-73.
Luna-morales, M. y Collazo-reyes, F., (2007). Análisis histórico bibliométrico de las revistas
latinoamericanas y caribeñas en los índices de la ciencia internacional: 1961-20052,
Revista
Española de Documentación Científica
, 30, 4, Octubre-Diciembre, 523-543.
Navarro, R. (1996). Un acercamiento bibliométrico a la configuración cognoscitiva del campo
académico de la comunicación en México,
Comunicación y Sociedad
(DECSU, Universidad
de Guadalajara), N° 27, mayo-agosto, 11-41.
Martínez, A. T. (2007).
Pierre Bourdieu: razones y lecciones de una práctica sociológica.
Buenos Aires, Manantial.
Molteni, V. y Zulueta, M. Á. (2002) Análisis de la visibilidad internacional de la producción
científica argentina en las bases de datos SSCI y A & HCI en la década de 1990-2000: estudio
bibliométrico.
Revista española de Documentación Científica
, Vol 25, No 4, 455-466.
Reichel, H., da Silva Broniczack, A. P. y Ehlert, D. (2006). A história da América Latina na
Revista Desarrollo Económico dos anos sessenta do século passado,
História
, v. 25, n. 1, 203-
225.
Ríos Gómez, C. y Herrero Solana, V. (2005). La producción científica latinoamericana y la
ciencia
mundial:
una
revisión
bibliográfica
(1989-2003).
Revista
Interamericana
de
Bibliotecología,
Vol. 28, No. 1 ene.-jun. 43-61.
Romanos de Tiratel, S. (2008).
Revistas argentinas de Ciencias Sociales y Humanidades:
visibilidad en bases de datos internacionales.
Instituto de Investigaciones Bibliotecológicas,
Facultad de Filosofía y Letras, Universidad de Buenos Aires, Cuadernos de Bibliotecología.
Russell, J. (1998). Publishing patterns of Mexican scientists: differences between national and
international papers.
Scientometrics,
41; Number 1-2, 113-124.
Patalano, M. (2005). Las publicaciones del campo Científico: las revistas académicas de
América
Latina,
Anales
de
Documentación
,
8,
Facultad
de
Comunicación
y
Documentación, Universidad de Murcia, España, 217-235.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
Ponza, P. (2010).
Intelectuales y violencia política (1955-1973). Historia intelectual,
discursos políticos y concepciones de lucha armada en la Argentina de los sesenta-setenta.
Córdoba, Babel editorial.
Sabbatini, M. (1999). Evolución histórica de las publicaciones científicas: de la Republique
des Lettres hasta la World Wide Web. Trabalho de curso apresentado ao Máster Ciencia,
Tecnología y Sociedad,Cultura y Comunicación en Ciencia y Tecnología, Máster CTS,
Universidad
de
Salamanca.
Disponible
en:
sabbatini.com/artigos/
999sabbatini-republique.pdf
Sancho, R., Morillo, F., De Filipo, D. et al. (2005). Indicadores de colaboración científica en
los países de América Latina. CINDOC (Centro de Información y Documentación Científica),
Revista Española de Documentación Científica
31, 1, enero-marzo.
Sancho, R., Morillo, F., De Filipo, D. et al. (2006). Indicadores de colaboración científica
inter-centros en los países de América Latina
. INCI.
abr.
vol. 31, no.4, 284-292.
Vessuri, H. (1994). La ciencia académica en América Latina en el siglo XX.
REDES
, V. 1, Nº
2, 41-76.
Vessuri, H. (1989). La revista científica periférica. El caso de Acta Científica Venezolana.
Interciencia
, 12(3): 124-134.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
Anexo
Debates académicos publicados en la revista
Desarrollo Económico
durante 1970.
En el Nº 39-40 de 1971 Guillermo Flichman “dialoga” con su “crítico” en el documento
“Modelo sobre la asignación de recursos en el sector agropecuario. (Con un comentario de
Oscar Braun y respuesta del autor)”
. Dicho diálogo continúa en el Nº 54 de 1974 con los
artículos de Braun
“La renta absoluta y el uso ineficiente de la tierra en la Argentina”
y de
Flichman
“Nuevamente en torno al problema de la eficiencia en el uso de la tierra y la
caracterización de los grandes terratenientes”
.
En 1972 Floreal Forni y Pedro Weinberg retoman un artículo de Peter Snow y elaboran
el documento
Reflexiones sobre la relación entre clases sociales y partidos políticos en la
Argentina
, el cual contesta en la nota
La base de clase de los partidos políticos argentinos.
Crítica de una crítica
del Nº 49 de 1973.
Mario S. Brodersohn y Guillermo O' Donnell dialogan en el Nº 51 de 1973 en sus
respectivos
documentos:
Sobre
"Modernización
y
autoritarismo"
y
el
estancamiento
inflacionario argentino
y
Comentario a la nota de M. Brodersohn
.
Uno de los artículos que dio pie a diversos comentarios fue el de Gino Germani
El
surgimiento del peronismo: El rol de los obreros y de los migrantes internos
aparecido en el
Nº 51 de 1973. Escribieron sobre él Peter H. Smith:
Las elecciones argentinas de 1946 y las
inferencias ecológicas
Nº 54 de 1974, Eldon Kenworthy:
Interpretaciones ortodoxas y
revisionistas
del
apoyo
inicial
del
peronismo
y
Tulio
Halperín
Donghi:
Algunas
observaciones sobre Germani, el surgimiento del peronismo y los migrantes internos
ambos
en el Nº 56 de 1975.
Manuel Mora y Araujo realiza una observación en
Comentarios sobre la búsqueda de la
fórmula política argentina
del Nº 47 de 1972 sobre la nota de Torcuato S. Di Tella
La
búsqueda de la fórmula política argentina
aparecida en el Nº 42-44 en 1972.
Juan J. Llach y David Rock intercambian opiniones en el Nº 47 de 1972 en los
documentos
Dependencia, procesos sociales y control del estado en la década del treinta”
y
“La Semana Trágica y los usos de la historia
.
Juan Carlos De Pablo comenta en su artículo
Políticas de estabilización para una
economía inflacionaria: Un comentario
de 1975 el artículo de W. Van Rijckeghem
“Políticas
de estabilización para una economía inflacionaria
.
Manuel Mora y Araujo publica en el Nº 56 de 1975
La estructura social del peronismo:
Un análisis electoral interprovincial
y Jorge Jorrat le responde en
Algunas notas sobre la
correlación negativa entre voto al FREJULI y clase obrera (Comentario en respuesta, de M.
Mora y Araujo)
en el Nº 59 del mismo año.
Un rico debate generaron Gerchunoff y Llach con su artículo sobre
Capitalismo
industrial, desarrollo asociado y distribución del ingreso entre los dos gobiernos peronistas:
1950-1972”
del Nº 57 de 1975. Por parte de Azpiazu, Bonvecchi, Khavisse y Turkieh realizan
un comentario en su artículo
Acerca del desarrollo industrial argentino. Un comentario
crítico
de 1976; en el mismo número Gerchunoff y Llach responden en la nota
El nuevo
carácter del capitalismo en la Argentina. Respuesta a una crítica.
Luego en el Nº 66 de 1977
Jorge Schvarzer escribe
Las empresas industriales más gran- des de la Argentina. Una
evaluación
y
Gerchunoff
y
Lach
le
contestan
en
Precisiones
sobre
el
tema
de
la
concentración de la industria argentina. Un comentario
.
A partir del artículo de Horacio Núñez Miñana y Alberto Porto
Análisis de la evolución
de precios de empresas públicas en la Argentina
del Nº 63 de 1976 surgen los comentarios en
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
el Nº 65 de 1977 de Julio Berlinski y Héctor L. Dieguez en
Análisis de la evolución de
precios de empresas públicas en la Argentina. Un comentario
, de Alieto Guadagni en
Análisis de la evolución de precios de empresas públicas en la Argentina. Un comentario,
y
también
se
relacionan
los
artículos
de
Ricardo
Halperín
Análisis
económico
del
financiamiento de las empresas del Estado. Un comentario
, de Guadagni
Análisis económico
del financiamiento de las empresas del Estado. Acerca de un comentario
aparecidos en el
mismo número, que remiten al texto de Guadagni
Análisis económico del financiamiento de
las empresas del estado
del
Nº 60 de 1976. En 1977 en el Nº 66 vuelve a generarse un
intercambio entre Juan Carlos de Pablo que escribe
Análisis de la evolución de precios de
empresas públicas en la Argentina. Una omisión preocupante
, Horacio Núñez Miñana y
Alberto Porto que responden en
Análisis de la evolución de precios de empresas públicas en
la Argentina. Respuesta
y Julio Berlinski
agrega su posición en
El empleo en la industria
textil argentina. Análisis de comportamiento y de elección tecnológica. Un comentario
.
En el Nº 63 de 1976 también debaten Juan Carlos de Pablo y
Héctor Dieguez y Alberto
Petrecolla a través de sus comentarios:
Crecimiento, distribución y bienestar: una pregunta
y
Crecimiento, distribución y bienestar: una respuesta.
Un extenso debate genera el artículo de Juan Carlos de Pablo sobre
Aldo Ferrer y la
política económica en la Argentina de posguerra
aparecido en el Nº 67 de 1977. Ferrer
contesta en el Nº 68 con
Crisis y alternativas de la política económi- ca argentina. Una
respuesta
y se suma en el mismo número Roberto Lavagna con
Aldo Ferrer y la Política
económica en la Argentina de posguerra
. El intercambio de visiones continúa en
el Nº 68 de
1878 con
Crisis y alternativas de la política económica argentina. Una respuesta
de Ferrer y
con
Aldo Ferrer y el dilema económico de la Argentina
de Carlos Abalo en el Nº 71 de 1978.
En el Nº 70 de 1978 se agregan comentarios de Ondarts
Inversión, distribución y demanda
y
de Giménez Zapiola y Leguizamón
Aldo Ferrer y la política económica en la Argentina de
pos- guerra
.
En el Nº 69 de 1978 intercambian posiciones respecto al artículo de Miguel Teubal
Estimaciones del "excedente financiero" del sector agropecuario argentino
del Nº 56 de
1975, De hablo con
Inversión, liberalismo y populismo
y Lavagna con
Distribución del
ingreso e inversión
. Por su parte Rinaldo Colomé realiza su comentario en “
Excedente
financiero” del sector agropecuario argentino. Reflexiones en torno de un trabajo anterior y
nueva estimación
y Teubal responde en el Nº 76 de 1980 en
Acerca de la importancia del
“excedente financiero” del sector agropecuario argentino. Respuesta a un comentario y
nueva reflexión
.
Eugenio Kvaternik escribe una nota crítica sobre una obra de O´Donnell
Sobre partidos
y democracia en la Argentina entre 1955 y 1966
y éste le responde en el Nº 72 de 1979 con su
artículo
¿Qué democracia? Respuesta a un comentario de E. Kvaternik
.
En el Nº 73 de 1979 publicaron Carlos Sánchez, Fernando Ferrero y Walter Schulthess
Empleo, desempleo y tamaño de la fuerza laboral en el mercado de trabajo urbano de la
Argentina
. Frente a este artículo surge en el Nº 74 de 1979 de Beccaria y Orsatti
Sobre el
tamaño del desempleo oculto en el mercado de trabajo urbano de la
Argentina, al cual
Sánchez, Ferrero y Schulthess
escriben
Tamaño de la fuerza laboral y desempleo oculto en la
Argentina
.
También intercambian sus opiniones en el Nº 73 de 1979 Gallo y Mora y Araujo con
Sobre los ensayos académicos y un artículo de Aldo Ferrer
y Ferrer con
Crisis
y alternativas
de la política económica argentina. Respuestas a comentaristas
.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
1
Docente- Investigadora del Centro de Estudios Interdisciplinarios en Problemáticas Internacionales y Locales
(CEIPIL-FCH-UNCPBA). Pinto 399, 3º Piso – Tandil (7000) Bs. As, Argentina; Tel: (54-02293) 422000, Int.
193. Lic. en Relaciones Internacionales, UNCPBA; Argentina. Maestranda en Estudios Latinoamericanos.
Doctoranda
en
Ciencias
Políticas,
UNSAM.
Becaria
CONICET.
E
mail:
nfsarthou@yahoo.com.ar
:
Publicaciones recientes: Nerina Sarthou y Fernando Piñero, “Política y Gestión de la Investigación en las
universidades públicas nacionales. El caso de la UNCPBA-Argentina” en Campos, G., Piñero, F. y Figueroa, S.
(Coord.).
Transformaciones recientes de las Universidades Latinoamericanas. Agendas y actores en la
producción de conocimiento.
Coedición Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires
(UNCPBA)- Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP) y Universidad Autónoma de Zacatecas
(UAZ), Primera Edición 2010; Sarthou, Nerina, Piñero, Fernando y Araya, José María, “Investigación y
comunicación científica en la universidad argentina: reflexiones a partir de un estudio de caso”,
Revista de
Ciencias Sociales
, Universidad ICESI. N° 6, Julio-Diciembre de 2010.
2
Con el número 60 de su edición, publicado en 1976, DE al cumplir 15 años de su publicación ininterrumpida
elaboró un Índice Cronológico, Temático y de Autores, para contribuir a su lectura. El criterio seguido en la
clasificación temática “atiende más bien al contenido especifico de la revista que a categorizaciones teóricas de
las ciencias. Este criterio empírico, aunque objetable, permitió superar en cierta medida una serie de dificultades
(…) que se originan no sólo en cualquier intento de esquematización, sino también, como en este caso, en el
carácter interdisciplinario de la revista y en la riqueza de aspectos tratados en ella” (DE, 1976). Ese criterio se
fue actualizando hasta el 2006.Entre las diversas áreas del índice se encuentran: economía, política, historia,
sociología, demografía, antropología, ciencia e investigación, educación, urbanismo y medio ambiente,
ideología, psicología social, epistemología y metodología, entre otras, y en su interior, variadas temáticas.
Relaciones Internacionales no es mencionada como un área, sino que sus temáticas se encuentra en varias de las
otras áreas con temas como: política internacional, economía internacional, integración regional, organismos
internacionales, intervención extranjera, entre otros.
3
Eugene Garfield, fundador y director del famoso
Institute for Scientific Information (ISI)
escribió un artículo en
la revista
The Scientist
en donde rastreaba el origen de esta expresión. Encontró que el reconocido teórico de la
comunicación Mcluhan la utilizaba en una carta al poeta Ezra Pound, en 1951. Sin embargo, el propio Garfield
siguió buscando y encontró la expresión en un libro del sociólogo Logan Wilson, discípulo de Merton (
The
Academic Man: a study in the sociology of a profession
) de 1942.
4
Si bien Bourdieu –filósofo y sociólogo francés- entra de lleno en las discusiones sobre el carácter de las
prácticas científicas con la publicación de sus artículos La especificidad del campo científico y las condiciones
sociales del progreso de la razón (1975) y El campo científico (1976), se incluye más explícitamente dentro de
los Estudios Sociales de la Ciencia en su último libro El oficio del Científico. Ciencia de la Ciencia y
Reflexibidad de 2001. El campo científico fue originalmente publicado en francés
Le champ scientifique en
Actes de recherche en sciences sociales
N° 1-2 en Junio de 1976, y apareció por primera en Argentina traducido
al español en la revista Redes N° 2, Vol. 1, 1992. Ana Teresa Martínez presenta un detallado trabajo sobre la
recepción de Bourdieu en la Argentina en Lecturas y lectores de Bourdieu en la Argentina, Prismas Revista de
Historia Intelectual N° 11, 2007. No obstante, la autora allí hace mayor hincapié en la recepción de las ideas de
Bourdieu del campo de la sociología de la cultura y de la educación y no así de la sociología de la ciencia.
5
Con Aldo Ferrer como ministro de Economía y Hacienda de la provincia de Buenos Aires y Angel Monti
subsecretario, se creó la Junta de Planificación Económica, diriginda por Norberto González, con la colaboración
de Alfredo Eric Calcagno, Ricardo F. Cibotti, Oscar Cornblit, Osvaldo Fernández Balmaceda, Héctor Grupe,
Federico Julio Herschel y Samuel Itzcovich.
6
La primera comisión directiva (1960) la formaron Norberto González (presidente), Oscar Cornblit (secretario);
Miembros titulares: Adolfo Buscaglia, Guido Di Tella, Aldo Ferrer, Ezequiel Gallo, Héctor Grupe, Federico
Julio Herschel y Elena Rodríguez; Miembros suplentes: Daniel Fernández, Alberto Fracchia y Pedro Abel
Gortari.
7
El primer Comité Editorial de la Revista está compuesto por Norberto González, Alfredo Calcagno, Ricardo
Cibotti, Andrés Devoto Moreno, Osvaldo Fernández Balmaceda, Héctor Grupe, Federico Herschell y Samuel
Izchovitz.
8
Entrevista realizada por la autora en Mayo de 2009.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
9
Entrevista realizada por la autora en Mayo de 2009.
10
Entrevista realizada por la autora en Septiembre de 2009.
RAZÓN Y PALABRA
Primera Revista Electrónica en América Latina Especializada en Comunicación
www.razonypalabra.org.mx
logo_pie_uaemex.mx