Artículo en PDF
Cómo citar el artículo
Número completo
Más información del artículo
Página de la revista en redalyc.org
Sistema de Información Científica
Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y Portugal
ACTITUD ANTE LA RECOLECCIÓN SELECTIVA DE BIORRESIDUOS
David BERNAD-BELTRÁN, Ma. Dolores BOVEA*, Míriam PRADES,
Antonio GALLARDO y Francisco J. COLOMER
Grupo INGeniería de RESiduos (INGRES), Dpto. Ingeniería Mecánica y Construcción, Universitat Jaume I,
Avda. Sos Baynat s/n, E-12071 Castellón, España. Tel. 34 964 728112
*Autora responsable: bovea@uji.es
(Recibido agosto 2011, aceptado noviembre 2011)
Palabras clave: valoración contingente, disponibilidad a pagar, encuesta
RESUMEN
El objetivo de este estudio es analizar el grado de aceptación de la recolección selectiva
de los biorresiduos en un municipio español donde ya se recoge en forma selectiva
las fracciones de papel/cartón, vidrio y envases ligeros. Para ello, se ha diseñado un
cuestionario basado en la metodología de valoración contingente y estructurado en las
siguientes partes: descripción del bien que se pretende valorar, valoración del bien e
información sobre la persona entrevistada. Se realizaron 400 entrevistas telefónicas,
garantizando el nivel de confanza de 95.5 % y un error máximo del 5 %. Además de
obtener información sobre los hábitos de separación en origen de las fracciones que
actualmente se recogen en forma selectiva en el municipio, se obtuvo que más del
80 % de los entrevistados estaría dispuesto a separar también en origen los biorre
-
siduos, y que el 40 % estaría dispuesto a pagar algo más en la tasa de recolección de
residuos si fuera necesario.
Key words: contingent valuation, willingness to pay, survey
ABSTRACT
The aim of this research is to analyze the level of acceptance of the separate collection
of bio-wastes in a Spanish municipality where paper/cardboard, glass and light packag-
ing fractions are already collected separately. For that, a survey based on contingent
valuation has been designed. The survey has been structured in the following parts:
description oF the specifc good to value, valuation oF the good and inFormation about
the surveyed person. Four hundred telephone interviews were performed, guaranteeing
95.5 % oF confdence level and a maxim error oF 5 %. As well as obtaining inForma
-
tion about the separation in origin habits of the fractions which are already collected
separately in the municipality, we obtained that 80 % oF the surveyed population would
be willing to separate in origin also bio-waste, and that 40 % would be willing to pay
an increase in the waste collection tax iF it were necessary.
Rev. Int. Contam. Ambie. 28 Sup. (1) 37-42, 2012
D. Bernad-Beltrán
et al.
38
INTRODUCCIÓN
La aceptación por parte de la ciudadanía es uno
de los principales problemas a los que se enfrentan
las autoridades competentes a la hora de introducir
cambios en los sistemas de gestión de residuos. Para
que estos cambios sean aceptados, resulta crucial
incorporar la voz del ciudadano en el proceso de
toma de decisiones.
Los métodos englobados bajo la denominación de
valoración contingente (Carson 2000), intentan medir
en unidades monetarias los cambios en el nivel de
bienestar de las personas, debido a una modifcación
de un bien o de un servicio. En este caso, el servicio
de recolección de residuos. La valoración contingen-
te es una técnica empleada para estimar el valor de
bienes para los que no existe mercado, simulándolo
mediante una encuesta a los consumidores potencia-
les, a los que se les pregunta la cantidad máxima de
dinero que pagarían por dicho bien o servicio.
A nivel internacional y en el ámbito de la gestión
de residuos, los métodos de valoración contingente
se han aplicado para evaluar la disponibilidad a pa-
gar de la ciudadanía por cambios en los sistemas de
gestión de los residuos urbanos. Por ejemplo, Basili
et al.
(2006) realizan un estudio en la localidad ita-
liana de Siena para conocer la disponibilidad a pagar
de los habitantes respecto a un plan de gestión que
contempla un incremento de la cantidad de materiales
separados en origen, la clausura de seis vertederos y
el empleo de incineradoras. Los resultados mostraron
que la ciudadanía estaba dispuesta a pagar 15.89 €
más en su tasa (aumento del 14 %) por incrementar
las cantidades separadas en origen y 9.11 € más por
poner en marcha el plan de cierre de vertederos jun-
to con el empleo de nuevas incineradoras. Nixon y
Saphores (2007) realizan una investigación en la que
analizan la disponibilidad a pagar de los ciudadanos
del estado de California por un nuevo programa
avanzado de reciclado de residuos electrónicos,
obteniendo que esta disponibilidad era de un 2 % de
incremento sobre la tasa actual. Por último, Karousa-
kis y Birol (2008) desarrollan una investigación en la
que estudian la disponibilidad a pagar por un nuevo
sistema de recolecta que incluya la recolección sepa-
rada de materiales como papel, vidrio, metal, materia
orgánica y textil. La disponibilidad a pagar de la
ciudadanía es en este caso, un incremento de 2.7 £
por vivienda y mes para el papel, vidrio y metal, 1.19
£ en el caso de la materia orgánica, y prácticamente
igual a cero para el textil.
El objetivo de este estudio es analizar el grado
de aceptación de la recolección selectiva de los bio-
rresiduos en un municipio español donde todavía no
se ha implantado, analizando, entre otros, la dispo-
nibilidad a pagar por dicho servicio. Para ello, se ha
diseñado un cuestionario basado en la metodología
de valoración contingente, al que han contestado de
forma telefónica 400 personas, garantizando un nivel
de confanza del 95.5 % y un error máximo del 5 %.
MATERIALES Y MÉTODOS
Recolección de biorresiduos en España
La fracción de biorresiduos engloba los residuos
biodegradables de jardines y parques, residuos
alimenticios y de cocina procedentes de hogares,
restaurantes, servicios de restauración colectiva y
establecimientos de consumo al por menor, y residuos
comparables procedentes de plantas de transforma-
ción de alimentos (Directiva 2008/98/CE).
El modelo de recolección de residuos más co-
múnmente implantado en España recolecta a nivel
de acera la fracción resto y en área de aportación las
fracciones de papel/cartón, vidrio y envases ligeros.
Sin embargo, hay una tendencia hacia modelos que
recogen de Forma selectiva también los biorresiduos.
La reciente aprobación en España de la Ley
22/2011 de residuos y suelos contaminados por la
que se transpone la Directiva 2008/98/CE, fomenta
la separación en origen de los biorresiduos para su
tratamiento biológico. En esta misma línea, la mayoría
de los planes autonómicos de gestión de residuos que
se están desarrollando en los últimos años, incluyen
previsiones sobre la recolección separada de biorresi-
duos, aunque en pocos se ha materializado. De los 45
municipios de más de 50 000 habitantes consultados
en el estudio realizado por Gallardo
et al.
(2010),
únicamente 16 de ellos (35.5 %) ya recogen de Forma
separada la fracción biorresiduos, como es el caso de
Barcelona, Tarragona y Vitoria-Gasteiz, entre otros.
En Barcelona, el Programa Metropolitano de
Gestión de Residuos Municipales 2009-2016 plantea
como objetivo alcanzar un 55 % de valorización de los
biorresiduos respecto del total generado, aumentando
la población servida por la recolección selectiva de los
biorresiduos en los municipios del ámbito metropoli-
tano que aún no la tiene implantada, promoviendo una
mejora de la calidad de la fracción materia orgánica
y tratando la totalidad de los bioresiduos mediante
plantas de digestión anaerobia y compostaje. En
Tarragona, el Plan de Acción para la Gestión de los
Residuos Municipales 2009-2011 tiene como objetivos
aumentar la cantidad y la calidad de la materia orgánica
recogida, abastecer a la totalidad de la población con
ACTITUD ANTE RECOLECCIÓN SELECTIVA BIORRESIDUOS
39
este sistema de recolección selectiva y aumentar el
conocimiento de la población sobre el funcionamiento
del mismo. El plan establece como acciones concretas
la instalación de contenedores aéreos y soterrados en
aquellas áreas que todavía no disponen de los mismos
y el fomento de actividades de compostaje casero, para
reducir una parte de la producción global de residuos
de la localidad, mediante campañas y talleres para
aprender a compostar la materia orgánica generada
en los hogares, suministrando el material necesario
(compostador y guía) y ofreciendo un asesoramien-
to individualizado. El Plan Integral de Gestión de
Residuos de Vitoria-Gasteiz 2008-2016 plantea la
novedad de la participación voluntaria, de modo que
los contenedores dispuestos para la recolección de
los biorresiduos son de uso exclusivo para aquellos
ciudadanos que decidan separar la materia orgánica
en origen. Esto permite obtener unos resultados de
efcacia y calidad del material mucho mayores.
Diseño del cuestionario
El cuestionario elaborado se enmarca en la me-
todología de valoración contingente y se ha estruc-
turado en tres partes (Riera 1994):
Descripción del bien que se pretende valorar.
Se trata de una fase de preparación, en la que se
familiariza al entrevistado con el escenario de
valoración. Con este fn, se han incluido unas
preguntas relativas a los actuales hábitos de se-
paración de residuos, lo que permite introducir
al encuestado en el ámbito de la recolección
selectiva de residuos urbanos.
Para aquellos encuestados que no utilizaban los
contenedores de recolección selectiva, se ha in-
cluido una cuestión relativa a las razones por las
que no realizan separación en origen.
Esta parte concluye con una explicación de las
ventajas y posibles molestias que la recolección
de la nueva fracción de biorresiduos podría oca-
sionar.
Valoración del bien.
Es la fase crítica e im-
prescindible del cuestionario, ya que es en este
apartado donde se realizan las preguntas relativas
a la disposición a pagar por el bien a valorar. A
partir del conocimiento de la tasa actual de reco-
gida y gestión de residuos en el municipio, se ha
planteado una cuestión siguiendo el esquema de
la
fgura 1
.
Información socioeconómica de la persona
entrevistada.
En la última parte del cuestionario
se han planteados cuestiones relativas a carac-
terísticas tales como: edad, sexo, nacionalidad,
número de personas en la vivienda, nivel de es-
tudios, situación laboral y nivel de renta familiar.
Esta inFormación es útil para identifcar si, depen
-
diendo de las variables socioeconómicas, se dan
diferentes hábitos y comportamientos relativos a
la gestión de residuos domésticos.
Tamaño de muestra.
Con el fn de determinar
el tamaño de muestra, se ha de defnir previamente
el margen de error y el nivel de confanza: un valor
de margen de error del 5 % es aceptable en estudios
de investigación social, con el fn de poder utilizar la
información recopilada en la encuesta para generalizar
el comportamiento de la población total (Bartlett
et al
.
2001).
¿Estaría dispuesto a pagar 10 €
más en su tasa anual de
recolección de residuos para
implementar este nuevo sistema?
SI
SI
SI
NO
NO
NO
¿Pagaría 15 €?
¿Pagaría 5 €?
¿Cuánto, como
máximo?
DAP = 15 € ó más
DAP = 10 €
DAP = 5 €
DAP = 0 €
DAP: Disponibilidad
a pagar
Fig. 1
. Esquema de obtención de la disponibilidad a pagar
D. Bernad-Beltrán
et al.
40
El nivel de confanza indica cómo de seguro
se puede estar del resultado obtenido a partir de
las respuestas. Se expresa como un porcentaje
y representa la probabilidad de que el intervalo
de confanza calculado contenga el valor real del
parámetro (es decir, el valor del parámetro si se
hubiera preguntado a la totalidad de la población).
Los valores más comúnmente empleados en este
tipo de estudios son 95 y 99 %. En nuestro caso, se
ha seleccionado 95 %.
Además del margen de error y del nivel de con-
fanza, hay que tener en cuenta el tipo de variable
a estudiar, ya que dependiendo de si la variable es
continua o categórica su formulación para el cálculo
del tamaño muestral varía (Bartlett
et al
. 2001). En
este caso, como se trata de variables categóricas, la
fórmula del tamaño muestral es:
N =
Z
2
x
(
p
)
x
(1–
p
)
c
2
(1)
donde
N
es el tamaño de muestra,
Z
es 1.96 para nivel de
confanza del 95 %,
p
es el porcentaje de respuestas que seleccionan
una determinada opción, expresado en decimal (se
recomienda utilizar
p
=0.5),
c
es el margen de error, expresado en decimal.
Aplicando el nivel de confanza de 95 % y un
margen de error de 5 %, se ha obtenido un tamaño
de muestra de 384
.
RESULTADOS Y DISCUSIÓN
La encuesta se realizó vía telefónica durante los
meses de febrero y marzo de 2011, a los habitantes
mayores de 30 años en un municipio español de
aproximadamente 200 000 habitantes. El número
de entrevistas realizadas ha sido de 400, con lo que
se garantiza, con un 95 % de probabilidad, que las
respuestas obtenidas estén dentro del margen de error
establecido del 5 %.
A continuación se describen los principales re-
sultados.
Hábitos de separación en origen
Según muestra la
fgura 2
, se observa un índice
de participación en la recolección selectiva relativa-
mente alto, con un 75.0 % para la Fracción envases,
un 79.3 % para el papel/cartón y 82.5 % para el
vidrio. En cuanto a los encuestados que no separan
en origen alguna de estas fracciones de residuos,
la
fgura 3
muestra los motivos que les llevan a
no realizar una separación en origen, siendo los
Envases
Papel
Vidrio
0
20
40
%
60
80
100
82.5
79.3
75
Fig. 2.
Participación en la recoleción selectiva de las distintas fracciones
Comodidad
Indiferencia ante temas ambientales
Desconfianza en el sistema de gestión posterior
Lejanía de los contenedores
Falta de espacio en la vivienda
Desconocimiento sobre la separación
0
20
40
%
60
80
100
58.2
13.1
45.1
53.3
21.3
31.1
Fig. 3.
Motivos para la no participación en la recolección selectiva en origen
ACTITUD ANTE RECOLECCIÓN SELECTIVA BIORRESIDUOS
41
principales motivos: la falta de espacio para colocar
varios cubos de basura en la misma vivienda (58.2
%) la incomodidad que supone separar los residuos
(53.3 %), y la distancia a recorrer hasta los conte
-
nedores (45.5 %).
En la encuesta se realizó una serie de preguntas
cuya respuesta es dicotómica (sí o no) y además se
han identifcado características socioeconómicas de
los entrevistados: sexo, situación laboral, nivel de
estudios, tipo de familia según el número de miem-
bros, edad y nivel de renta.
Mediante un modelo log-lineal (Agresti 2002) se
ha determinado cómo son las relaciones e interaccio-
nes en la participación de la recolección selectiva de
cada fracción y las variables socioeconómicas obte-
nidas en la parte fnal del cuestionario. Este análisis
estadístico ha permitido obtener la siguiente:
Con relación a la fracción de residuos de papel,
las personas con estudios universitarios separan esta
fracción en origen en mayor medida que las personas
sin estudios.
En cambio, considerando las fracciones vidrio
y envases, son las personas con estudios primarios
quienes más participan en su separación en origen,
seguidas de las personas con estudios universitarios.
De nuevo las personas sin estudios son las que menos
separan estas fracciones.
Resulta llamativo también que, con relación a la
separación en origen de la fracción vidrio, las perso-
nas de edades comprendidas entre los 45 y 84 años
participan más que las personas entre 30 y 45 años.
Aceptación del nuevo sistema de recolección se-
lectiva de los biorresiduos
Con relación a la implantación de un nuevo con-
tenedor a nivel de acera para la recolección selectiva
de los biorresiduos, los encuestados consideran que
las principales molestias estarían relacionadas con la
necesidad de disponer de un nuevo cubo de basura
en el hogar y de la utilización de nuevas bolsas de
basura específcas, tal y como muestra la
fgura 4
.
El espacio ocupado por el contenedor, el impacto
visual del mismo y la circulación del nuevo camión
no resulta molesto.
A priori, la población está muy dispuesta a sepa-
rar los biorresiduos en sus viviendas (81.3 %). De
los que en principio no están dispuestos, el 40.0 %
sí lo estaría si el Ayuntamiento proporcionara bolsas
y cubos específcos para tal fn, tal y como se ha
realizado en experiencias piloto en otros municipios
españoles. En este caso, se alcanzaría un 88.8 % de
participación.
Del análisis estadístico log-lineal se extrae
fundamentalmente que las personas que están más
dispuestas a participar en la recolección separada
de los biorresiduos son aquéllas que ya realizan en
sus viviendas la separación de las fracciones vidrio
o papel.
Disponibilidad a pagar por la implantación del
sistema de recolección selectiva de biorresiduos
La disponibilidad a pagar por la implantación
de la recolección selectiva de los biorresiduos es
baja, siendo la media de la disponibilidad a pagar de
4.86 € adicionales a la tasa anual actual. Un elevado
porcentaje de la población no está dispuesto a pagar
nada por el nuevo sistema (58.5 %).
Del análisis estadístico log-lineal se puede con-
cluir que:
En general, las personas dispuestas a separar los
biorresiduos en origen, están también dispuestas a li
-
geros incrementos en la tasa de recolección (5 ó 10 €).
Además, las personas más dispuestas a abonar
10 € más en su tasa de recolección de residuos
son aquéllas que en este momento tienen empleo,
seguidas de las personas jubiladas, las desemplea-
das, y por último, de aquéllas que se dedican a las
labores del hogar.
Fig. 4
. Grado de molestia de la recolección selectiva de los biorresiduos
Vehículo de recolecciónadicional para los biorresiduos
Impacto visual del nuevo contenedor en la calle
Espacio adicional para nuevo cubo de vivienda
Bolsas distintas para los biorresiduos
1 =
no resultaría molesto en lo absoluto
5 = resultaría muy molesto
Nuevo cubo de basura en la vivienda
0
1
2
%
3
4
5
2.55
2.7
1.68
1.67
1.67
D. Bernad-Beltrán
et al.
42
CONCLUSIONES
Un cuestionario realizado por vía telefónica es una
herramienta útil para captar la voz del ciudadano en
el campo de la gestión de residuos, ya que permite
conocer los hábitos actuales de la ciudadanía, así
como la voluntad de participar en nuevos sistemas
de recolección y su disponibilidad a pagar por mo-
difcaciones en los mismos.
Según se ha obtenido en este estudio, los encues-
tados están muy dispuestos a colaborar en la reco-
lección selectiva de la materia orgánica, a pesar de
ciertos inconvenientes que ello provocaría. Aquellos
que más destaca la población son la necesidad de
emplear un nuevo cubo de basura, además de bolsas
específcas. Si se desea que la participación ciudadana
sea elevada, los ayuntamientos deberían considerar
la posibilidad de proporcionar a la población tanto
los recipientes como las bolsas. En contraste, la dis-
ponibilidad a pagar por la implantación del nuevo
sistema de recolección selectiva es baja.
En general, participan más activamente en la
separación en origen de los residuos aquellas perso-
nas que disponen de estudios superiores. Además,
aquellas personas que ya realizan separación de
ciertas fracciones (vidrio, papel, envases) están más
dispuestas a participar en la separación de nuevas
fracciones (biorresiduos).
AGRADECIMIENTOS
Los autores agradecen a la Fundación Caixa
Castelló-Bancaixa y a la Universitat Jaume I, la fnan
-
ciación obtenida para la realización de este estudio
(P1·1B2008-49).
REFERENCIAS
Agresti, A. (2002).
Categorical Data Analysis
. 2a ed.
Wiley-Interscience.
Bartlett J., Kortlik J. y Higgins C. Organizational Re-
search: determining appropiate sample size in survey
research.
(2001). Information Technology, Learning
and Per±ormance Journal 19, 43-50.
Basili M., Di Matteo M. y Ferrini S. (2006). Analysing
demand for environmental quality: a willingness to
pay/accept study in the province of Siena (Italy). Waste
Manage. 26, 209-219.
Carson R.T. (2000). Contingent valuation: a user’s guide.
Environ. Sci. Technol. 34, 1413-1418.
Directiva 2008/98/CE del Parlamento Europeo y del Con-
sejo sobre residuos. (2008). Diario Ofcial de la Unión
Europea. L312, 3-30.
Ley 22/2011 de residuos y suelos contaminados (2011).
Boletín Ofcial del Estado 181, 85650-85705.
Gallardo A., Bovea M.D., Colomer F.J., Prades M. y
Carlos M. (2010). Comparison of different collection
systems for sorted household in Spain. Waste Manage.
30, 2430-2439.
Karousakis K. y Birol E. (2008). Investigating household
preferences for kerbside recycling services in London:
a choice experiment approach. J. Environ. Manage.
88, 1099-1108.
Nixon H. y Saphores J. (2007). Financing electronic
waste recycling Californian households’ willingness
to pay advanced recycling fees. J. Environ. Manage.
84, 547-559.
Plan de acción para la gestión de los residuos municipales
de Tarragona 2009-2011. (2009). Ayuntamiento de
Tarragona, España.
Plan Integral de Gestión de residuos de Vitoria-Gasteiz
2008-2016 (2008). Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz,
España.
Programa Metropolitano de Gestión de Residuos Mu-
nicipales 2009-2016. (2009). Entidad Metropolitana
de servicios hidráulicos y tratamiento de residuos,
Barcelona, España.
Riera, P. (1994).
Manual de valoración contingente
. In-
stituto de Estudios Fiscales, España.
logo_pie_uaemex.mx