Artículo en PDF
Cómo citar el artículo
Número completo
Más información del artículo
Página de la revista en redalyc.org
Sistema de Información Científica
Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y Portugal
NIVELES DE PLAGUICIDAS ORGANOCLORADOS EN SUERO SANGUÍNEO COMPARADOS
CON LA CONCENTRACIÓN DE LÍPIDOS SANGUÍNEOS
Stefan M. WALISZEWSKI
1
*, Mario CABA
1
, Sandra GÓMEZ-ARROYO
2
, Enrique MEZA
1
,
Rafael VILLALOBOS-PIETRINI
2
, Carmen MARTÍNEZ-VALENZUELA
3
y
Rafael VALENCIA-QUINTANA
4
1
Centro de Investigaciones Biomédicas, Universidad Veracruzana, Luis Castelazo s/n, Col. Industrial Ánima,
C.P. 91190, Xalapa, Veracruz, México
2
Centro de Ciencias de la Atmósfera, Universidad Nacional Autónoma de México, Circuito de la Investigación
s/n, Ciudad Universitaria, Coyoacán, C.P. 04510, México D.F., México
3
Instituto de Investigaciones en Ambiente y Salud, Universidad de Occidente, Blvd. Macario Gaxiola y Carre-
tera Internacional México 15, C.P. 81223, Los Mochis, Sinaloa, México
4
Facultad de Agrobiología, Universidad Autónoma de Tlaxcala. Calle del Bosque s/n, Tlaxcala Centro,
C.P. 90000, Tlaxcala, Tlaxcala, México
* Autor para correspondencia: swal@uv.mx
(Recibido septiembre 2014; aceptado febrero 2015)
Palabras clave: bioacumulación, biomagnifcación, biomarcador, propiedades lipoFílicas, b-HCH, pp’DDE,
pp’DDT
RESUMEN
Los modelos de bioacumulación de plaguicidas organoclorados se formulan general-
mente para predecir su bioconcentración y biomagnifcación. Debido a sus propiedades
lipofílicas y persistencia, los plaguicidas organoclorados se acumulan en tejidos ricos
en grasa, los cuales se estudian como biomarcador de la contaminación ambiental.
En el cuerpo humano, los plaguicidas organoclorados circulan continuamente y sus
concentraciones se equilibran entre los compartimientos del cuerpo. El objetivo del
estudio fue comparar las concentraciones de plaguicidas organoclorados en el suero
sanguíneo con la concentración de lípidos totales del suero. Las concentraciones de
plaguicidas organoclorados fueron agrupados en sextiles en forma ascendente de acuer-
do con el nivel de lípidos séricos totales. Los resultados presentaron que las medias
de las concentraciones de los plaguicidas organoclorados disminuían al aumentar la
concentración de lípidos séricos totales. b-HCH mostró disminución de –0.8948 mg/kg,
pp’DDE decreció –0.9195 mg/kg, pp’DDT bajó –0.090 mg/kg y S-DDT disminuy
ó
–0.8814 mg/kg de uno al otro sextil. Al realizar el análisis de varianza entre los sextiles,
se corroboró una diFerencia estadísticamente signifcativa entre las medias de b-HCH,
pp’DDE y S-DDT y no signifcativa entre sextiles de pp’DDT.
Key words: bioacummulation, biomagnifcation, biomarker, lipophilic properties, b-HCH, pp’DDE, pp’DDT
ABSTRACT
Organochlorine pesticides bioaccumulation models have generally been formulated
to predict the bioconcentration and biomagnifcation oF that compounds. Due to
Rev. Int. Contam. Ambie. 31 (2) 155-164, 2015
S.M. Waliszewski
et al.
156
the lipophilic properties and persistence, the organochlorine pesticides accumulate
in lipid rich tissues which serve as biomarkers of environmental pollution. In hu
-
man, organochlorine pesticides continuously circulate and equilibrate among body
compartments. The objective of the study was to compare the concentration of or-
ganochlorine pesticides in blood serum with levels of total blood lipid content. The
obtained organochlorine pesticide concentrations were divided in ascending sextants
according to the total lipid content. The results reveal that the mean of all organo-
chlorine pesticides decreases as the lipid concentration increases. b-HCH shows a
decrease of –0.8948 mg/kg, pp’DDE of –0.9195 mg/kg, pp’DDT of –0.090 mg/kg
and S-DDT of -0.8814 mg/kg from one to other sextant. The ANOVA test applied to
reveal differences among sextants showed signiFcant differences among means for
b-HCH, pp’DDE and S-DDT and not signiFcant differences among pp’DDT sextants.
INTRODUCCIÓN
Los plaguicidas organoclorados son compuestos
químicos cuyas propiedades de bioacumulación, ac-
tividad tóxica y fuentes de exposición los clasiFcan
como contaminantes ambientales. Las propiedades
lipofílicas y de resistencia a las reacciones metabó-
licas de degradación propician que los plaguicidas
organoclorados se transporten a través de la cadena
alimenticia y se biomagniFquen en concentraciones
altas a través de la cadena tróFca (Liem
et al
. 2000,
Daley
et al.
2014). El ser humano, que se encuentra
en la cima de la cadena alimenticia, acumula y con-
centra los residuos de plaguicidas organoclorados
en lípidos tisulares y ±uidos corporales, los cuales
constituyen una valiosa y sensible muestra del bio-
marcador de exposición ambiental (Ríos y Solari
2010). Asimismo, los humanos biomagniFcan los
residuos de plaguicidas organoclorados a través de
los alimentos como pescado, carne, productos lácteos
y huevo (Wang
et al
. 2011a, 2011b, Yu
et al.
2013,
Daley
et al.
2014). Otra importante ruta de exposi-
ción que proporciona hasta un 70 % de los residuos,
es la vía respiratoria por donde entran los vapores
de plaguicidas y las aeropartículas con plaguicidas
adsorbidos que se bioconcentran en el organismo
(Ritter
et al.
2011, Gyalpo
et al
. 2012, Ouyang
et al
.
2012, 2013, Hogarh
et al
. 2013, Daley
et al.
2014).
En las personas expuestas a través del ambiente,
los plaguicidas organoclorados aspirados se dirigen
al sistema circulatorio en donde se transportan en los
lípidos y lipoproteínas del suero sanguíneo. Posterior-
mente se depositan en el tejido adiposo de acuerdo
con el coeFciente de compartición entre los lípidos
sanguíneos y los tisulares (Herrero-Mercado
et al
.
2011, Daley
et al
. 2014). En consecuencia, el resul-
tado de la determinación de sus niveles en el suero
sanguíneo y en el tejido adiposo, se considera como
indicador de la exposición de estos contaminantes
por la vía ambiental y la alimenticia. En México
existen estudios en los que se evalúan y comparan
los niveles de contaminantes en relación con la re-
gión del país y la variabilidad de sus niveles entre
entidades (Waliszewski
et al
. 2013). Los resultados
obtenidos de estas investigaciones permiten entender
la especiFcidad biológica y el comportamiento de
los plaguicidas organoclorados en el ambiente y su
aportación en la contaminación de las poblaciones
humanas (Eskenazi
et al
. 2009, Zhang
et al
. 2012).
Las muestras de suero sanguíneo son adecuadas
para medir la exposición humana a contaminantes
ambientales (Mueller
et al
. 2008, Wang
et al
. 2011,
2013). El suero sanguíneo humano se compara con
otro tipo de muestras como la leche materna y el
tejido adiposo que se consigue de cirugías o autop-
sias. Además de que las muestras sanguíneas son
relativamente fáciles de obtener. Adicionalmente
las muestras sanguíneas pueden abarcar un gran
rango de edades de donadores de ambos géneros,
así como un abanico de estados de salud, conside-
rados como como variables dependientes. Así las
muestras sanguíneas constituyen una buena matriz
para los estudios que evalúan las concentraciones
de contaminantes en varias poblaciones del mundo
(Wang
et al.
2013).
En el cuerpo humano, los plaguicidas organoclora-
dos muestran un comportamiento dinámico y debido
a sus propiedades Fsicoquímicas, constantemente
tienden a equilibrar su distribución entre los tejidos
al trasladarse entre los compartimentos del cuerpo
(Daley
et al
. 2014). Estudios sobre pérdida de peso
revelaron que el proceso de adelgazamiento es un
buen modelo para poder estudiar la redistribución de
plaguicidas organoclorados en el cuerpo humano y su
bioampliFcación (Dirtu
et al
. 2013, Daley
et al.
2014).
Estos resultados permiten determinar el incremento
de niveles de plaguicidas organoclorados en el suero
sanguíneo y la posible aceleración del metabolismo
PLAGUICIDAS ORGANOCLORADOS EN SUERO Y LÍPIDOS SANGUÍNEOS
157
para su eliminación. Desafortunadamente debido a la
extraordinaria resistencia a los procesos metabólicos,
la eliminación de plaguicidas organoclorados es un
proceso muy lento, cuya cinética puede variar entre
las personas estudiadas y durar toda la vida (Dirtu
et
al
. 2013, Daley
et al
. 2014).
Los objetivos de este estudio fueron evaluar las
concentraciones de plaguicidas organoclorados en
suero sanguíneo de los habitantes de Veracruz, Mé-
xico y relacionar sus niveles con las concentraciones
de lípidos totales en la sangre.
MATERIALES Y MÉTODOS
Las muestras de sangre fueron obtenidas de 300
pacientes en los laboratorios de análisis clínicos en
la ciudad de Veracruz. Se obtuvieron aleatoriamente
como donativo del laboratorio, siendo esta parte res-
tante después del análisis clínico solicitado. Las mues-
tras se recolectaron al concluir el estudio clínico, antes
de desecharlas como parte de los residuos peligrosos
biológicos e infecciosos, sin sectorizar el origen de los
pacientes y sin obtener ningún dato sobre el paciente.
Los sueros sanguíneos se guardaron en probetas de
vidrio de 10 mL en congelación (–25ºC) hasta su
análisis. El análisis de plaguicidas organoclorados en
suero sanguíneo, se realizó de acuerdo con la técnica
descrita por Waliszewski
et al
. (2004).
Se descongeló la muestra del suero sanguíneo y se
tomaron 20 µL del suero para determinar la cantidad
de lípidos totales en la muestra y para poder referir
la concentración de los plaguicidas en base lipídica.
La muestra restante de suero se pesó en la balanza
analítica para determinar su cantidad exacta, se
pasó a un tubo de 25 mL con tapón de tefón y se le
agregó ácido acético concentrado en proporción 1:1.
La muestra se dejó reposar durante 30 minutos para
permitir los procesos de hidrólisis y la liberación de
los plaguicidas enlazados a los complejos de las sus-
tancias endógenas. Posteriormente, los plaguicidas
organoclorados se extrajeron con tres porciones de
10 mL de una mezcla hexano y acetona (9:1). Los tres
extractos se colectaron en un embudo de separación
de 100 mL y el contenido se lavó con dos porciones
de 25 mL de agua destilada para remover las trazas de
ácido acético, acetona y sustancias hidrosolubles. La
fase orgánica se pasó a un tubo de 30 mL con tapón
de tefón, al cual se le agregó 1 mL de ácido sulFúrico
concentrado. El contenido se agitó vigorosamente
para precipitar las grasas y destruir los compuestos
orgánicos endógenos. Se dejó reposar por 3 minutos
para obtener la separación de las Fases y se ±ltró por
una capa de sulFato de sodio. El extracto puri±cado
con los enjuagues se colectó en un matraz de fondo
redondo y se concentró en el rotavapor hasta unas go-
tas. El extracto concentrado se pasó a un vial de 1 mL
para aForarlo a un volumen ±nal de 1.0 mL. Se inyec
-
tó 1 µL del extracto al cromatógrafo de gases para
proceder a los análisis cualitativo y cuantitativo de
los plaguicidas organoclorados.
Los reactivos empleados fueron: hexano, aceto-
na, ácido acético, ácido sulfúrico, todos con grado
de pureza para análisis; sulfato de sodio anhidro en
polvo activado durante 16 h a 650 ºC, estándares de
plaguicidas organoclorados adquiridos de Supelco
Inc. (EUA).
Para el análisis cualitativo y cuantitativo se utili-
zó un cromatógrafo de gases marca Varian modelo
3400CX con detector de captura de electrones y una
columna capilar megaboro SPB-608 de 320 µm di y
30 m de longitud. Las condiciones de trabajo fueron:
columna en un programa de temperatura de 193
ºC
(7 min) aumentándola a 6
ºC/min hasta
llegar a
250
ºC,
que se mantuvo durante 20 min. El gas de
arrastre Fue nitrógeno con fujo lineal de 27 cm/min,
se inyectó 1 µL del extracto en modo “splitless”. La
determinación cualitativa y cuantitativa por croma-
tografía de gases se realizó por medio del paquete
Workstation versión 6.0 comparando los tiempos
de retención y calculando las áreas bajo los picos
correspondientes de las muestras y los estándares.
Se realizó el estudio de calidad analítica con una
muestra homogénea de suero sanguíneo de bovi-
no que contenía residuos mínimos de plaguicidas
organoclorados, menores al límite de detección. A
ésta se le agregó 1.0 mL de la solución hexánica de los
plaguicidas organoclorados con las concentraciones
de 0.01-0.02 µg/mL dependiendo del plaguicida. La
muestra Forti±cada se mezcló y se dejó reposar du
-
rante 16 horas en el refrigerador a 8
ºC para permitir
las reacciones con el contenido de las mismas. Los
resultados del estudio de recuperación, realizado en
10 repeticiones, mostraron valores de recobro entre
89 a 98 % dependiendo del plaguicida estudiado;
con el porcentaje de varianza fue menor al 10 %,
adecuado para el estudio.
Los lípidos totales del suero sanguíneo se deter-
minaron colorimétricamente con fosfovanillina, de
acuerdo con el
método recomendado por Hycel de
México para los laboratorios de análisis clínicos,
utilizando un equipo comercial de esta compañía.
Los valores de referencia para la población mexicana
fueron 4.0-8.5 g/L (Anónimo)
El análisis estadístico de los resultados se condujo
utilizando el paquete estadístico Minitab versión 12.
S.M. Waliszewski
et al.
158
Las concentraciones de plaguicidas organoclorados
(mg/kg en base lipídica), se expresaron como media
aritmética X ± DE (desviación estándar) y mediana.
Los valores obtenidos se utilizaron para determinar
las relaciones entre niveles de plaguicidas organo-
clorados y niveles de lípidos totales, dividiendo la
población de 300 muestras en forma ascendente en
seis partes iguales -sextiles (50 muestras en cada sex-
til) de acuerdo con el nivel de lípidos. Para observar
la variabilidad entre los sextiles, se aplicó el análisis
de varianza para resaltar las posibles diferencias entre
las varianzas y corroborar diferencias entre medias
aritméticas obtenidas para cada sextil. Además, para
visualizar la tendencia entre los sextiles, se aplicó el
modelo matemático de tendencia lineal:
Y
t
= b
o
+ b
1
t + e
t
(b
o:
Y intercepto,
b
1:
pendiente de la línea, e
t:
error
de periodo)
RESULTADOS Y DISCUSIÓN
Los resultados del monitoreo de muestras sanguí-
neas humanas para determinar los niveles de plagui-
cidas organoclorados en 300 muestras, se presentan
en el
cuadro I
.
Entre los plaguicidas organoclorados, el meta-
bolito pp’DDE present
ó
frecuencia del 100 % entre
las muestras y las concentraciones más elevadas de
13.12 mg/kg, lo que concuerda con su mayor vida
media en el cuerpo humano, especialmente en los
tejidos ricos en grasa, donde puede permanecer por
toda la vida (Gyalpo
et al
. 2012). A éste le siguen
concentraciones del isómero b-HCH con frecuencia
de 48.6 % y concentración media de 4.83 mg/kg.
Entre los DDT, el insecticida pp’DDT reveló con
-
centraciones menores, sólo de 2.47 mg/kg en base
lipídica y frecuencia de 41.3 %, mientras el isómero
op’DDT, se determinó en concentraciones mayores a
2.66 mg/kg en base lipídica pero sólo en 2.3 % de las
muestras, lo que corresponde a 7 muestras positivas
de las 300 analizadas.
Los modelos toxicocinéticos se usan comúnmen-
te para la evaluación de características lipofílicas
de contaminantes ambientales y asumen que las
concentraciones son uniformes en tejidos y líquidos
ricos en lípidos (Alcock
et al
. 2000, Lorber and
Phillips 2002, Waliszewski
et al
. 2003, Quinn
et
al.
2011, Daley
et al
. 2014). En estos modelos, el
cuerpo humano se considera como solo un com-
partimiento que contiene cierta cantidad de lípidos
en continuo cambio gobernado por los procesos
metabólicos (Alcock
et al
. 2000, Quinn
et al.
2011)
y donde las concentraciones de plaguicidas orga-
noclorados normalizadas de acuerdo con las con-
centraciones de lípidos, se asumen como idénticas
en diferentes compartimientos de los órganos y del
cuerpo (Gyalpo
et al
. 2012).
Los plaguicidas organoclorados presentes en el
ambiente después de sus aplicaciones no permane-
cen estáticos, sino que se encuentran en un estado
de equilibrio interactuando con los elementos y
compartimientos del ambiente. Las propiedades
Fsicoquímicas, especialmente la liposolubilidad y
la solubilidad en agua, son factores primordiales en
su distribución en los organismos vivos, en la distri-
bución entre los compartimientos del cuerpo y en la
acumulación en las grasas corporales (Malarvannan
et al
. 2013, Daley
et al.
2014). Este proceso puede
explicar la diferencia encontrada en las concentra-
ciones de plaguicidas organoclorados entre el suero
sanguíneo y tejido adiposo (Herrero-Mercado
et al
.
2011). Además, los estudios de De Roos
et al
. (2012)
mostraron que los principales indicadores de adiposi-
dad expresados en el peso corporal, el índice de masa
corporal, el porcentaje de grasa corporal y la grasa
abdominal subcutánea, la grasa intra-abdominal, las
circunferencias de la talla y de la cadera, se asociaban
con menores concentraciones plasmáticas de varios
plaguicidas organoclorados. Estudios realizados en
humanos indicaron que la pérdida de peso es respon-
sable del aumento de las concentraciones de plagui-
cidas organoclorados en sangre (bioampliFcación),
debido a la capacidad reducida de almacenamiento de
compuestos liposolubles en el compartimiento graso
del cuerpo, lo que en consecuencia conduce a su re
movilización hacia la sangre (Chevrier
et al
. 2000,
Imbeault
et al
. 2002, Pelletier
et al
. 2002, Hue
et al
.
2006, Kim
et al
. 2011, De Roos
et al
. 2012, Daley
et al.
2014).
CUADRO I.
RESULTADOS DEL MONITOREO (EN BASE
LIPÍDICA) DE PLAGUICIDAS ORGANOCLO-
RADOS EN 300 MUESTRAS DEL SUERO
SANGUÍNEO DE HABITANTES DE VERA
-
CRUZ
Plaguicida
Frecuencia %
X
± DE
Mediana
β-HCH
146/300 = 48.6
4.83 ± 5.22
3.06
pp’DDE
300/300 = 100
13.12 ± 11.57
9.82
op’DDT
7/300 = 2.3
2.66 ± 2.69
1.78
pp’DDT
124/300 = 41.3
2.47 ± 4.51
1.67
∑-DDT
14.71 ± 12.48
10.63
PLAGUICIDAS ORGANOCLORADOS EN SUERO Y LÍPIDOS SANGUÍNEOS
159
Dirtu
et al.
(2013) y Malarvannan
et al
. (2013)
indicaron, que la pérdida de peso puede relacionarse
signifcativamente con el incremento de concentra
-
ciones sanguíneas de plaguicidas organoclorados
debido a la redistribución de los mismos en los
compartimientos del cuerpo. Estas nuevas evidencias
nos condujeron a explorar si las concentraciones de
plaguicidas organoclorados pueden depender de los
niveles de lípidos séricos en la población estudiada.
Para evaluar esta hipótesis, las concentraciones de
plaguicidas organoclorados procedentes del estudio
de monitoreo de 300 muestras se agruparon en seis
fracciones de 50 en cada una (sextil), en forma as-
cendente de acuerdo con la concentración de lípidos
totales en la sangre. Los resultados obtenidos se
presentan en el
cuadro II
.
Al analizar los resultados del
cuadro II
, se puede
observar una disminución de las concentraciones
de plaguicidas organoclorados cuando aumenta el
nivel de lípidos totales en la sangre. Para observar
la relación de las concentraciones medias entre los
sextiles se aplicó la prueba ANOVA, así como el
modelo matemático para determinar la tendencia de
las concentraciones entre los sextiles.
La prueba de ANOVA aplicada para el isómero
b-HCH evidencia las diFerencias estadísticamente
signifcativas (p = 0.001) entre las medias aritm
éticas
de las concentraciones medias entre sextiles. Los
resultados se presentan en la
fgura 1
.
Para visualizar la tendencia de los resultados entre
sextiles, se aplicó el modelo de tendencia lineal, cuyo
resultado se presenta en la
fgura 2
.
El análisis de tendencia lineal (
Fig. 2
) muestra
una tendencia decreciente de las concentraciones
de b-HCH entre sextiles cuando aumenta la con
-
centración de lípidos séricos en muestras del suero
sanguíneo. Su pendiente revela una clara disminu-
ción de –0.8948 mg/kg entre cada sextil.
Con la prueba ANOVA aplicada para el metabolito
pp’DDE (
Fig. 3
) se obtuvo un valor de p = 0.026 y
diFerencia estadísticamente signifcativa, avalando
una disminución entre los sextiles de las concentra-
ciones al aumentar los niveles de lípidos totales en
muestras del suero sanguíneo.
CUADRO II.
CONCENTRACIÓN (MEDIA ± DESVIACIÓN ESTÁNDAR Y MEDIANA
EN BASE LIPÍDICA) DE PLAGUICIDAS ORGANOCLORADOS EN
300 MUESTRAS DE SUERO SANGUÍNEO DIVIDIDA EN SEIS SEX-
TILES ASCENDENTES DE ACUERDO CON LA CONCENTRACIÓN
DE LÍPIDOS SANGUÍNEOS
Sextil
β-HCH
pp’DDE
pp’DDT
-
DDT
Lípidos g/L
1
9.15 ± 7.09
7.13
15.64 ± 13.41
10.79
2.43 ± 2.61
1.57
16.58 ± 14.04
11.24
3.2
2
6.03 ± 5.37
4.32
12.20 ± 7.49
11.50
1.65 ± 0.85
1.48
12.87 ± 7.98
12.68
4.0
3
3.47 ± 2.58
2.99
13.32 ± 8.69
11.36
1.31 ± 0.70
1.01
13.84 ± 9.11
12.01
4.5
4
4.09 ± 3.55
3.18
11.15 ± 7.86
8.01
1.91 ± 1.71
1.71
12.11 ± 8.56
10.34
5.4
5
4.83 ± 6.46
2.35
12.90 ± 10.97
9.13
1.91 ± 1.54
1.55
14.18 ± 12.20
10.06
6.0
6
2.90 ± 2.95
2.01
9.21 ± 6.92
7.97
1.49 ± 0.96
1.46
9.97 ± 7.82
8.18
8.1
Individual 95% CIs For Mean
Based on Pooled StDev
Level
N
Mean
StDe
v–
– – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – –
– – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – –
(– – – – – – –
*
– – – – – –)
(– – – – – –
*
– – – – – –)
(– – – – – –
*
– – – – –)
(– – – – – –
*
– – – – –)
(– – – – – –
*
– – – – –)
(– – – – – –
*
– – – – –)
HCH 1
20
9.153
7.090
HCH 2
23
6.027
5.369
HCH 3
23
3.473
2.585
HCH 4
26
4.086
3.548
HCH 5
28
4.831
6.457
HCH 6
26
2.900
2.949
Pooled StDev =
4.924
3.0
6.0
9.0
Fig. 1
. Análisis de varianza para los valores (mg/kg en base lipídica) del b-HCH entre los sextiles
S.M. Waliszewski
et al.
160
La aplicación del modelo de tendencia lineal para
las concentraciones del pp’DDE entre los sextiles
(
Fig. 4
) muestra un descenso de –0.9195 mg/kg en las
concentraciones entre sextiles y una tendencia gene-
ralizada hacía la baja al aumentar las concentraciones
de lípidos totales en las muestras del suero sanguíneo.
Al aplicar la prueba de ANOVA para comparar
las varianzas y corroborar las diferencias entre las
medias entre sextiles del insecticida pp’DDT, se
presentó el valor de p = 0.205, el cual indica falta de
diferencias estadísticamente signiFcativas entre los
sextiles de sus concentraciones. Los resultados se
muestran en la
fgura 5
. Este dato indica una distri-
bución igual del pp’DDT entre los compartimientos
del cuerpo humano. Además, una contaminación
pareja de los habitantes, lo que se puede interpretar
como una tendencia a la disminución de los niveles
de sus residuos en el cuerpo humano de habitantes
de Veracruz con una perspectiva de su eliminación
gradual del ambiente humano.
El modelo de la tendencia lineal aplicado para
las concentraciones del insecticida pp’DDT entre
los sextiles (
Fig. 6
) indicó un descenso mínimo de
-0.090 mg/kg en sus concentraciones entre sextiles y
una tendencia hacia la baja con la pendiente poco pro-
nunciada. Este hallazgo concuerda con indicaciones
sobre el comportamiento de compuestos persistentes
en cuerpo humano y su distribución que depende
de las propiedades Fsicoquímicas del compuesto.
Además, se corrobora con las observaciones previas
(Waliszewski
et al
. 2013) sobre los niveles bajos del
insecticida pp’DDT, determinados en las poblaciones
en México y las diferencias mínimas entre los nive-
les de éste insecticida acumuladas en tejido adiposo
de habitantes en los estados de Veracruz, Puebla y
Tabasco. La tendencia observada de sus niveles en
últimos años es de una disminución generalizada en
sus concentraciones debido a la falta del suministro
continuo y nuevo.
El comportamiento de la suma de concentraciones
de los DDT (S-DDT) es gobernado por las concen-
traciones del metabolito pp’DDE y se muestra en la
fgura 7
.
El resultado de la prueba ANOVA aplicada para el
S-DDT revela el valor de p = 0.041 y una diferencia
Actual
Fits
6
5
4
3
2
1
7
6
5
4
3
2
1
b-HCH
Sextiles
Yt = 6.79533 – 0.894857*t
MSD:
MAD:
MAPE:
0.5968
0.6141
17.0009
Fig. 2.
Análisis de tendencia de concentraciones (
mg/kg
en base
lipídica)
de b-HCH entre los sextiles
Individual 95% CIs For Mean
Based on Pooled StDev
Level
N
Mean
StDe
v–
– + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – –
(– – – – – – –
*
– – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – –)
(– – – – – –
*
– – – – – – –)
DDE 1
50
15.636
13.413
DDE 2
50
12.202
7.489
DDE 3
50
13.318
8.686
DDE 4
50
11.152
7.864
DDE 5
50
12.898
10.973
DDE 6
50
9.215
6.922
Pooled StDev =
9.501
7.0
10.5
14.0
17.5
– – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – –
– – + – – – –
Fig. 3.
Análisis de varianza para los valores (mg/kg en base lipídica) del pp’DDE entre los sextiles
Actual
Fits
6
5
4
3
2
1
16
15
14
13
12
11
10
9
DDE
Sextiles
Yt = 15.6218 - 0.919514*t
MSD:
MAD:
MAPE:
1.41782
1.08741
8.93722
Fig. 4.
Análisis de tendencia de concentraciones (
mg/kg)
de
pp’DDE entre los sextiles
PLAGUICIDAS ORGANOCLORADOS EN SUERO Y LÍPIDOS SANGUÍNEOS
161
estadísticamente signifcativa entre los sextiles de sus
concentraciones, además un decremento visualizado
en la
fgura 7
.
Para observar la tendencia de las concentraciones
entre los sextiles del S-DDT (
Fig. 8
), se aplicó la
prueba de tendencia lineal obteniendo una disminución
continua de -0.8814 mg/kg entre los sextiles y pro
-
nunciada declinación de sus concentraciones cuando
aumentan los niveles de lípidos totales en la sangre.
Los resultados obtenidos de las comparaciones
entre los valores de lípidos totales sanguíneos y las
concentraciones de plaguicidas organoclorados, así
como el análisis de tendencia lineal, revelan una
disminución de las concentraciones de los plagui-
cidas cuando se incrementan los niveles de lípidos
en la sangre; asimismo es evidente el cambio en la
cinética de los niveles de plaguicidas relacionada con
la cinética de los lípidos sanguíneos (Patayova
et al
.
2013, Wang
et al
. 2013). Nuestros resultados con-
cuerdan con las observaciones de Herrero-Mercado
et al
. (2011), Dirtu
et al
. (2013) y Malarvannan
et
al
. (2013), los que revelan una distribución constante
Individual 95% CIs For Mean
Based on Pooled StDev
Level
N
Mean
StDe
v–
+ – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – –
(– – – – – – – – –
*
– – – – – – – –)
(– – – – – – – – –
*
– – – – – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – – –
*
– – – – – – – – –)
ppDDE 1
18
2.429
2.610
ppDDE 2
16
1.655
0.847
ppDDE 3
21
1.310
0.704
ppDDE 4
25
1.909
1.082
ppDDE 5
25
1.911
1.539
ppDDE 6
19
1.498
0.955
Pooled StDev =
1.420
0.70
1.40
2.10
2.80
– + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – –
Fig. 5.
Análisis de varianza para los valores (mg/kg en base lipídica) del pp’DDT entre los sextiles
Actual
Fits
6
5
4
3
2
1
2.5
2.0
1.5
ppDDT
Sextiles
Yt = 2.11413 - 9.39E-02*t
MSD:
MAD:
MAPE:
0.1027
0.2820
16.5803
Fig. 6.
Análisis de tendencia de concentraciones de pp’DDT
entre los sextiles
Individual 95% CIs For Mean
Based on Pooled StDev
Level
N
Mean
StDe
v–
– – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – –
(– – – – – – –
*
– – – – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – – –
*
– – – – – – –)
(– – – – – – –
*
– – – – – – – –)
S-DDT 1
50
16.58
14.04
S-DDT 2
50
12.87
7.98
S-DDT 3
50
13.84
9.11
S-DDT 4
50
12.11
8.56
S-DDT 5
50
14.18
12.20
S-DDT 6
50
9.97
7.82
Pooled StDev
=1
0.22
10.5
14.0
17.5
– – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – – – – – + – – – – – –
Fig 7.
Análisis de varianza para los valores (mg/kg en base lipídica) del S-DDT entre los sextiles
Fig. 8.
Análisis de tendencia de concentraciones de S-DDT entre
los sextiles
Actual
Fits
6
5
4
3
2
1
17
16
15
14
13
12
11
10
S-DDT
Sextiles
Yt = 16.3433 - 0.881429*t
MSD:
MAD:
MAPE:
1.81797
1.16762
8.93330
S.M. Waliszewski
et al.
162
de los plaguicidas en los compartimientos del cuerpo
humano y un bajo grado de metabolización (Gyalpo
et al
. 2012). Además, los resultados presentan que
las concentraciones de plaguicidas organoclorados en
el cuerpo humano se diluyen, cuando aumentan los
niveles de lípidos en la sangre. Se puede constatar el
estado de lipidemia y el proceso de dilución como los
que dominan y regulan los niveles de estos contami-
nantes en el compartimiento transportador del cuerpo
humano, datos que concuerdan con los resultados de
Glynn
et al
. (2011), Adetona
et al
. (2013) y Daley
et al.
(2014).
Al estudiar los compartimientos del cuerpo hu-
mano, Malarvannan
et al
. (2013) encontraron una
correlación signifcativa (
p
< 0.003,
r
= 0.561) de
los niveles de plaguicidas organoclorados entre los
compartimientos, sugiriendo que la liberación de los
plaguicidas organoclorados que se liberan hacia el
suero sanguíneo es un proceso parecido al de todos
los compuestos lipofílicos y cuya intensidad depende
principalmente de las propiedades fsicoquímicos y
diferencias estructurales, expresadas en la solubilidad
en grasas y en agua de los compuestos estudiados
(Caliph
et al
. 2013, Dirtu
et al
. 2013, Patayova
et
al
. 2013). Este fenómeno puede observarse en las
fguras para todos los compuestos determinados y las
diferencias en su variabilidad serán afectadas por la
solubilidad en el suero sanguíneo y las característi-
cas fsicoquímicas de cada compuesto que al mismo
tiempo predicen su liberación del almacenamiento
en el tejido graso (Caliph
et al
. 2013).
Los resultados de este estudio indican que el
incremento en las concentraciones de plaguicidas
organoclorados liberados de los depósitos del tejido
adiposo hacia el suero sanguíneo, es un proceso
importante y sugiere que la movilidad de las grasas
y su metabolismo posibilitan su re-acumulación en
los depósitos grasos. Ésta se reFeja principalmente en
una concentración constante del metabolito pp’DDE
en diversas poblaciones humanas y una tendencia
de muy lento decrecimiento de sus concentraciones
en el tiempo (Waliszewski
et al.
2011). El benefcio
para la salud de una baja de peso es universalmente
prometedor, pero por otro lado, el incremento en la
exposición interna por estos contaminantes liberados
de los depósitos del cuerpo, pueden afectar la salud,
ya que su metabolismo es alterado y la eliminación
es lenta (Pelletier
et al
. 2002). A pesar de que las con-
centraciones absolutas de plaguicidas organoclorados
no diferen entre los
órganos y depósitos del cuerpo
humano (Waliszewski
et al
. 2003, Malarvannan
et
al
. 2013), los resultados obtenidos sugieren que las
concentraciones mayores de algunos plaguicidas
en los lípidos del suero sanguíneo parecen ser más
predispuestos a una acumulación selectiva.
CONCLUSIONES
Los resultados de este estudio revelan con
claridad que los plaguicidas organoclorados son
compuestos ubicuos en el ambiente y se presentan
en muestras del suero sanguíneo humano. Las con-
centraciones y el modelo de su distribución en los
lípidos del suero sanguíneo mantienen una relación
inversa con los niveles de lípidos totales del suero.
Cuando los valores de lípidos totales disminuyen,
se incrementan los niveles de estos contaminantes
debido al proceso de concentración. Los resultados
obtenidos se presentan como un nuevo conocimien-
to relacionado con la cinética de estos compuestos
en el cuerpo humano.
REFERENCIAS
Adetona O., Horton K., Sjodin A., Jones R., Hall D.B.,
Aguillar-Villalobos M., Cassidy B.E., Vena J.E.,
Needham L.L.y Naeher L.P. (2013). Concentrations of
select persistent organic pollutants across pregnancy
trimesters in maternal and in cord serum in Trujillo,
Peru. Chemosphere 91, 1426-1433.
Alcock R.E., Sweetman A.J., Juan C.-Y. y Jones K.C.
(2000). A generic model of human lifetime exposure
to persistent organic contaminants: development and
application to PCB-101. Environm. Poll. 110, 253-265.
Anónimo [en línea]: http://www.spinreact.com.mx/
public/instructivo/QUIMICA%20CLINICA/LIQUI-
DOS/1001270.pdf.
ATSDR (Agency for Toxic Substances and Disease Regis-
try) (2002). Toxicological Profle ±or DDT, DDE, and
DDD. [en línea]:
tp35-p.pdf.
Caliph S.M., Cao E., Bulitta J.B., Hu L., Han S., Porter
Ch.J.H. y Trevaskis N.L. (2013). The Impact o± lym
-
phatic transport on the systemic disposition of lipo-
philic drugs. J. Pharma. Sc. 102, 2395-2408.
Chevrier J., Dewailly E., Ayotte P., Mauriege P., Despres
J.P. y Tremblay A. (2000). Body weight loss increases
plasma and adipose tissue concentrations of potentially
toxic 460 pollutants in obese individuals. Int. J. Obesity
and Related Metab. Disor. 24, 1272-1278.
Daley J.M., Paterson G. y Drouillard K.G. (2014). Bio
-
amplifcation as a bioaccumulation mechanism ±or
persistent organic pollutants (POPs) in Wildlife. Rev.
Environ. Contam. Toxicol. 227, 107-154.
PLAGUICIDAS ORGANOCLORADOS EN SUERO Y LÍPIDOS SANGUÍNEOS
163
De Roos A.J., Ulrich C.M., Sjodin A. y McTiernan A.
(2012). Adiposity, body composition, and weight
change in relation to organochlorine pollutant plasma
concentrations.
J. Expo. Sc. Environ. Epidemiol. 22,
617-624.
Dhananjayan V., Muralidharan S. y Jayanthi P. (2011).
Distribution of persistent organochlorine chemical
residues in blood plasma of three species of vultures
from India. Environ. Monit. Assess. 173, 803-811.
Dirtu A.C., Dirinck E., Malarvannan G., Neels H., Van
Gaal L., Jorens P.G. y Covaci A. (2013). Dynamics
of organohalogenated contaminants in human serum
from obese individuals during one year of weight loss
treatment. Environ. Sci. Technol. 47, 12441-12449.
Eskenazi B., Chevrier J., Goldman Rosas L., Anderson
H.A., Bornman M.S., Bouwman H., Chen A., Cohn
B.A., de Jager C., Henshel D.S., Leipzig F., Leipzig
J.S., Lorenz E.C., Snedeker S.M. y Stapleton D. (2009).
The pine river statement: human health consequences
of DDT use. Environ. Health Perspec. 117, 1359-1367.
Glynn A., Larsdotter M., Aune M., Darnerud P.O., Bjer-
selius R. y Bergman A. (2011). Changes in serum
concentrations of polychlorinated biphenyls (PCBs),
hydroxylated PCB metabolites and pentachlorophenol
during pregnancy. Chemosphere 83, 144-151.
Gyalpo T., Fritsche L., Bouwman H., Bornman R.,
Scheringer M. y Hungerbühler K. (2012). Estimation
of human body concentrations of DDT from indoor
residual spraying for malaria control. Environ. Pollut.
169, 235-241.
Herrero-Mercado M., Waliszewski S.M., Caba M.,
Martínez-Valenzuela C., Gómez-Arroyo S., Villalobos-
Pietrini R., Cantú-Martínez P.C. y Hernández-Chalate
F. (2011). Organochlorine pesticide gradient levels
among maternal adipose tissue, maternal blood serum
and umbilical blood serum. Bull. Environ. Contam.
Toxicol. 86, 289-293.
Hogarh J.N., Seike N., Kobara Y., Ofosu-Budu G.K.,
Carboo D. y Masunaga S. (2014). Atmospheric burden
of organochlorine pesticides in Ghana. Chemosphere
102, 1-5.
Hue O., Marcotte J., Berrigan F., Simoneau M., Dore J.,
Marceau P., Marceau S., Tremblay A. y Teasdale N.
(2006). Increased plasma levels of toxic pollutants ac-
companying weight loss induced by hypocaloric diet
or by bariatric surgery. Obesity Surgery 16, 1145-1154.
Imbeault P., Chevrier J., Dewailly E., Ayotte P., Despres
J.P., Mauriege P. y Tremblay A. (2002). Increase in
plasma pollutant levels in response to weight loss is
associated with the reduction of fasting insulin levels
in men but not in women. Metabolism 51, 482-486.
Kim M.J., Marchand P., Henegar C., Antignac J.P., Alili
R., Poitou C., Buillot J.L., Basdevant A., Le Bizec B.,
Barouki R. y Clement K. (2011). Fate and complex
pathogenic effects of dioxins and polychlorinated
biphenyls in obese subjects before and after drastic
weight loss. Environ. Health Perspect. 119, 377-383.
Liem A.K., Furst P. y Rappe C. (2000). Exposure of popu-
lations to dioxins and related compounds. Food Add.
Contam. 17, 241-59.
Lorber M. y Phillips L. (2002). Infant exposure to dioxin-
like compounds in breast milk. Environ. Health Per
-
spect. 110, 325-332.
Malarvannan G., Dirinck E., Dirtu A.C., Pereira-Fernandes
A., Neels H., Jorens P.G., Van Gaal L., Blust R. y
Covaci A. (2013). Distribution of persistent organic
pollutants in two different fat compartments from obese
individuals. Environ. Int. 55, 33-42.
Mueller J.F., Harden F., Toms L.M., Symons R. y Furst P.
(2008). Persistent organochlorine pesticides in human
milk samples from Australia. Chemosphere 70, 712-720.
Ouyang H.L., He W., Qin N., Kong X.Z.,, Liu W.X., He
Q.S., Wang Q.M., Jiang Y.J., Yang Ch.,Yang B. y,
Xu F.L. (2012). Levels, Temporal-Spatial Variations,
and Sources of Organochlorine Pesticides in Ambient
Air of Lake Chaohu, China. [en línea]:
org/10.1100/2012/504576.
Ouyang H.L., Wang Q.M., He W., Qin N., Kong X.Z.,
Liu W.X., He Q.S., Jiang Y.J., Yang Ch., Yang B. y Xu
F.L. (2014). Organochlorine pesticides in the dust fall
around Lake Chaohu, the ±fth largest lake in China.
Environ. Monit. Assess. 186, 383-393.
Patayová H., Wimmerová S., Lancz K., Palkovičová L.,
Drobná B., Fabišiková A., Kováč J., Hertz-Picciotto
I., Jusko T.A. y Trnovec T. (2013). Anthropometric,
socioeconomic, and maternal health determinants
of placental transfer of organochlorine compounds.
Environ. Sci. Pollut. Res. 20, 8557-8566.
Pelletier C., Doucet E., Imbeault P. y Tremblay A. (2002).
Associations between weight loss induced changes
in plasma organochlorine concentrations, serum T(3)
concentration, and resting metabolic rate. Toxicol. Sc.
67, 46-51.
Ríos
J.C. y Solari S. (2010). Biomonitorización de plagui
-
cidas: ¿Una necesidad del país? Rev. Med. Chile 138,
515-518.
Ritter R., Scheringer M., MacLeod M. y Hungerbühler
K. (2011). Assessment of
Nonoccupational Exposure
to DDT in the Tropics and the North: Relevance of
Uptake via Inhalation from Indoor Residual Spraying.
Environ. Health Perspect. 119, 707-712.
Smith A.G. y Gangolli S.D. (2002). Organochlorine chemi-
cals in seafood: occurrence and health concerns. Food
Chem. Toxicol. 40, 767-779.
Quinn C.L., Wania F., Czub G. y Breivik K. (2011). Inves
-
tigating intergenerational differences in human PCB
S.M. Waliszewski
et al.
164
exposure due to variable emissions and reproductive
behaviors. Environ. Health Perspect. 119
,
641-646.
Waliszewski S.M. y Szymczynski G.A. (1991). Persistent
organochlorine pesticides in blood serum and whole
blood. Bull. Environ. Contam. Toxicol. 46, 803-809.
Waliszewski S.M., Gómez-Arroyo S., Infanzón R,M.,
Villalobos-Pietrini R. y Maxwell Hart M. (2003). Com
-
parison of organochlorine pesticide levels between
abdominal and breast adipose tissue. Bull. Environ.
Contam. Toxicol. 71, 156-162.
Waliszewski S.M., Gómez-Arroyo S., Carvajal O., Villalo
-
bos-Pietrini R. e Infanzón R.M. (2004). Uso del ácido
sulfúrico en las determinaciones de plaguicidas organo-
clorados. Rev. Int. Contam. Ambient. 20, 185-192.
Waliszewski S.M., Caba M., Herrero-Mercado M.,
Saldariaga-Noreñ
a H., Meza E., Zepeda R., Mart
ínez-
Valenzuela C., Infanzon R. y Hern
ández-Chalate F.
(2011). Monitoring of organochlorine pesticide residue
levels in adipose tissue of Veracruz, Mexico inhabit-
ants. Bull. Environ. Contam. Toxicol. 87, 539-544.
Waliszewski S.M., Caba M., Herrero-Mercado M.,
Saldariaga-Noreña H., Meza E., Zepeda R., Martínez-
Valenzuela C., Gómez Arroyo S. y Villalobos Pietrini
R. (2012). Organochlorine pesticide residue levels in
blood serum of inhabitants from Veracruz, Mexico.
Environ. Monit. Assess. 184
,
5613-5621.
Waliszewski S.M., Caba M., G
ómez-Arroyo S., Villalo-
bos-Pietrini R., Martínez A., Valencia-Quintana R.,
Lozano Flores M.E. y Regalado Torres M.A. (2013).
Niveles de plaguicidas organoclorados en habitantes
de México. Rev. Int. Contam. Ambient. 29, 121-131.
Wang N., Shi L., Kong D., Cai D., Cao Y., Liu Y. y Pang
G. (2011). Accumulation
levels and characteristics of some pesticides in human
adipose tissue samples from Southeast China. Che-
mosphere 84, 964-971.
Wang H.S, Sthiannopkao S., Du J., Chen Z.J., Kim K.W.,
Mohamed Yasin M.S., Yasin M.SM, Hashim J.H.,
Wong C.K.C. y Wong M.H. (2011a). Daily intake and
human risk assessment of organochlorine pesticides
(OCPs) based on Cambodian market basket data. J.
Hazard Mat. 192, 1441-1449.
Wang H.S., Zhao Y.G., Man Y.B., Wong C.K.C. y Wong
M.H. (2011b). Oral bioaccessibility And human risk
assessment of organochlorine pesticides (OCPs) via
Fsh consumption, using an in vitro gastrointestinal
model. Food Chem. 127, 1673-1679.
Wang H.S., Chen Z.J., Wei, W., Man Y.B., Giesy J.P., Du
J., Zhang G., Wong Ch,K. Ch. y Wong M.H. (2013).
Concentrations of organochlorine pesticides (OCPs)
in human blood plasma from Hong Kong: Markers
of exposure and sources from Fsh. Environ. Int. 54,
18-25.
Yu Y., Wang B., Wang X., Liu W., Cao J., Wong M. y Tao
S. (2013). Temporal trends in dailydietary intakes of
DDTs and HCHs in urban populations from Beijing
and Shenyang, China. Chemosphere 91, 1395-1400.
Zhang K., Wei Y-L. y Zeng E.Y. (2012). A review of
environmental and human exposure to persistent or-
ganic pollutants in the Pearl River Delta, South China.
Sc.Tot. Environ. 463-464, 1093-1110.
logo_pie_uaemex.mx