Artículo en PDF
Cómo citar el artículo
Número completo
Más información del artículo
Página de la revista en redalyc.org
Sistema de Información Científica
Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y Portugal
177
Reseña
Los mitos de la maestra
Reseña sobre el libro de Ricardo Raphael de la Madrid,
Los socios de Elba Esther,
México, Planeta, 2007, 337p.
Claudia Alaníz Hernández
C
on un estilo fluido matizado por algunas situa-
ciones anecdóticas, Ricardo Raphael de la Madrid
presenta la historia política de Elba Esther Gordillo,
líder sindical que arribara a la cúpula de la orga-
nización magisterial gracias al impulso de Manuel
Camacho Solís, cuando la corriente
Vanguardia Re-
volucionaria
del Sindicato Nacional de Trabajadores
de la Educación (SNTE) perdiera el control sobre una
desbordada disidencia que llevara a un paro nacio-
nal del magisterio en 1989 y, el entonces presidente
Salinas de Gortari, decidiera la caída del anterior lí-
der magisterial, Carlos Jonguitud Barrios.
La obra expone cómo el SNTE surgió desde el pro-
pio Estado (y no desde la base magisterial) al ser
creado por decreto presidencial en 1946. Explica
porqué no se concibió como instrumento de interlo-
cución de los maestros sino como una herramienta
de control efcaz al servicio de los gobernantes.
Por otro lado, más allá de las justifcaciones de
Elba Esther sobre su paso de la pobreza a la opulen-
cia comentada en esta obra, o la construcción de su
mala Fama,
1
queremos destacar la evolución de su
trayectoria pública hasta convertirse en el personaje
de la política nacional que trascendió la esFera sin-
dical, desde que se vinculara con esta actividad en
1971, cuando Jonguitud la colocara inicialmente al
Frente de la Secretaría de Trabajo y Conflictos de la
Delegación Sindical de Ciudad Nezahualcóyotl y, en
1977, como dirigente de la Sección 36 del SNTE.
El autor plantea una serie de Factores externos a
la organización sindical que propiciaron condiciones
“Favorables” para Gordillo: la influencia de la crisis
económica del sexenio delamadridista con la con-
secuente disminución de la inversión educativa, la
pérdida del valor adquisitivo de los salarios de los
docentes y el abandono de plazas escolares: según
datos de ±uentes Molinar, entre los años 1983-1989
disminuyó en 750 mil alumnos la matriculación es-
colar, 16mil escuelas quedaron atendidas por un solo
proFesor y los salarios de los proFesores observaron
una reducción del 50%, concluyendo que “la crisis
de los ochenta destruyó la posibilidad, ya no de am-
pliar, sino de mantener el aparato educativo. En los
hechos, el sistema de educación básica se convirtió
en una poderosa máquina de analFabetismo” (pp.
86-87).
Otro Factor se relaciona con el hecho de que el
SNTE dominaba la mitad de los cargos de adminis-
tración de educación pública a nivel nacional: “los
directores de ofcinas de Servicios Coordinados de
Educación representaban las correas de mando de la
dependencia para gobernar este aparato en el ám-
bito local. Gracias a las gestiones del sindicato, una
proporción importante de estas direcciones estaban
ocupadas por personal del SNTE”. (p. 91)
Uno más, se refere al pacto establecido a la frma
del Acuerdo de Modernización con Ernesto Zedillo al
Frente de la Secretaría de Educación Pública (SEP),
de apoyar la Federalización a cambio de mantener
las condiciones privilegiadas de control y manejo de
recursos de la organización sindical a nivel nacional
con lo que el autor considera que Zedillo renunció a
1
Si bien la disidencia magisterial agrupada en la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) acusaba a la dirigencia de
Vanguardia de responsable de decenas de muertos y desaparecidos en la década de los años 80, Elba Esther Fue señalada directamente como
autora intelectual del asesinato del proFesor Misael Núñez Acosta, principal activista de la disidencia del SNTE en el Valle de México, con lo
que ganó la mala reputación que posee.
Revista Mexicana de Ciencias Políticas y Sociales
178
la posibilidad de modernizar la educación. Del mis-
mo modo califca la instrumentación del Programa
de Carrera Magisterial, al afrmar que:
…la reForma de Zedillo sirvió para asegurarle al sindica-
to una negociación conFortable de las posiciones dentro
del plantel escolar y también e el interior de las áreas
administrativas del aparato educativo. Con esta simu-
lación se incrementó el poder del SNTE sobre sus bases
gremiales y se marginaron, tanto a la SEP como a las
Secretarías de Educación de los Estados. (p.128)
Un Factor que supo capitalizar Gordillo Fue el ma-
nejo de los medios, tanto por la oposición ante los
nuevos libros de texto de la modernización, como
para deFender el carácter nacional de su organiza-
ción ante la amenaza de atomización del sindicato.
También los usó para mejorar la imagen de la orga-
nización sindical, para posicionarse como una op-
ción renovadora aún en los momentos de mayor di-
fcultad que enFrentara para legitimarse después de
haber sido impuesta al Frente del SNTE por el presi-
dente Salinas de Gortari en el congreso nacional de
1990 o, por ejemplo, en la manera que enFrentó el
último intento de Jonguitud por “recuperar” la or-
ganización sindical(que lo llevara fnalmente a sa-
lir del país por
problemas de salud
) y la reForma a
los estatutos de la organización para mantenerse al
Frente de la organización al término de su periodo
Formal a pesar de que el presidente Zedillo le “comu-
nicara” no estar dispuesto a apoyar el surgimiento
de “otro Jonguitud”.
2
Raphael desarrolla dos líneas interesantes sobre
la trayectoria política de la ProFesora Gordillo. La
primera se refere a la construcción de una imagen
de credibilidad para el SNTE al vincularse con un
grupo de intelectuales, renovando con ello tanto
el discurso como la vida académica de la organiza-
ción.
Con ese fn construyó un discurso de pobre maes-
tra provinciana con poca educación interesada en
revolucionar al SNTE e introducir un pensamiento
crítico y nuevas posiciones ideológicas en los do-
centes.
El autor sostiene que lo atractivo de la idea y el
flujo de los recursos económicos le permitió vincu-
larse con intelectuales universitarios: Olac ±uentes
Molinar “la ayudó a desarrollar los principales argu-
mentos detrás de la posición del sindicato… mien-
tras echaba a andar la ±undación del SNTE para la
Cultura del Maestro Mexicano” (p.142) dirigida pos-
teriormente por María de Ibarrola (del Instituto Po-
litécnico Nacional, IPN). También se vinculó con Al-
Fonso Zárate (proFesor del
Centro de Investigación y
Docencia Económicas
, CIDE) a quien colocó al Fren-
te del Instituto de Estudios Sindicales para América
Latina (IESA)
3
. La ayuda de Castro Obregón y Jiménez
Cabrera (de la Universidad Iberoamericana, UIA) le
permitió construir una red de relaciones con intelec-
tuales hacia el extranjero y editar una colección de
libros para docentes lo que permitió a la dirigente
sindical la construcción de un discurso moderniza-
dor y democrático creíble.
4
Aunado a lo anterior, el autor nos presenta cómo
se perpetuó al Frente de la organización magisterial
primero violentando y posteriormente reFormando
sus estatutos hasta llegar a ostentarse como pre-
sidenta del SNTE, cargo por encima del secretario
general y del mismo Consejo Ejecutivo
Nacional del
sindicato.
La segunda línea que se puede destacar a lo lar-
go de esta obra, es la construcción de la aspiración
“electorera” de Gordillo con el consecuente abando-
no del proyecto educativo. Raphael ubica su inicio
con el surgimiento del Ejército Zapatista de Libera-
ción Nacional (EZLN) y la situación de incertidum-
bre generada previa a las elecciones presidenciales
de 1994, después del asesinato del candidato priís-
2
Raphael destaca una relación “amistosa” de Elba Esther con los periodistas tanto por la vía del dinero como de su “aFecto personal” como
parte de una vieja costumbre del sistema político mexicano (p.147).
3
Organización que tuvo por objeto expandir la presencia del SNTE en esta parte del continente.
4
En la Colección
Diez para los Maestros,
escribieron escritores mexicanos muy connotados como Carlos ±uentes, Carlos Monsiváis, ±ederico Reyes
Heroles, Enrique ±lorescano, Héctor Aguilar Camín, Elena Poniatowska, Pablo Latapí y Jorge Castañeda.
179
Reseña
ta Luis Donaldo Colosio, y derivada en la conforma-
ción del
Grupo San Ángel
en junio del mismo año al
que fuera invitada. Considera que el trabajo previo
con intelectuales a favor del SNTE (en diversos fo-
ros nacionales e internacionales y en publicaciones)
le permitió ser incluida en este grupo: “gracias a la
estrategia de acercamiento con la inteligencia mexi-
cana, ahora la profesora podía sentirse cómoda y
aceptada. Ningún otro líder sindical participó en es-
te esfuerzo” (p.159).
De dicho grupo, surgió el documento “20 com-
promisos por la democracia” con el propósito de
asegurar una contienda electoral veraz, equitativa y
creíble en 1994 que fuera avalada por el presidente
Salinas, su secretario de gobernación y los candi-
datos presidenciales de los tres principales partidos
políticos (PRI, PAN Y PRD). En este documento se
incluyó la propuesta de Gordillo de crear una red de
observadores electorales (para la cual ella preparaba
una estructura de operación a nivel nacional) que
contaron con un apoyo económico de 18 millones
de pesos (p.161).
Este momento constituyó la posibilidad de posi-
cionamiento en un nuevo nivel de interlocución con
otros actores de la sociedad para la líder del magis-
terio al ser la única dirigente sindical convocada.
5
En la segunda parte del libro, nuestro autor desa-
rrolla la hipótesis de la red de movilización electo-
ral para incidir el día de las elecciones presidencia-
les de 2000 y 2006, así como de un doble apoyo a
los candidatos punteros para posteriormente “cobrar
facturas” a cambio de votos.
Dentro del gobierno de la alternancia, esta obra
nos narra la incursión de la Secretaría General del
PRI y en la coordinación de la fracción parlamen-
taria de su partido en la Cámara de Diputados. Ad-
judicada como la principal promotora del proyecto
foxista para tratar de sacar adelante las llamadas
reformas estructurales. Pero, “a pesar de controlar
la comisión de Hacienda de la Cámara…, no tenía
suFcientes legisladores de su lado” para sacar ade-
lante las reformas. Nos presenta su fracaso, así co-
mo la ruptura
6
y salida de su partido, no sin darse
tiempo para la construcción de uno nuevo, el Nueva
Alianza (PANAL), así como para estrechar relaciones
con la entonces esposa del presidente, Martha Saha-
gún, aventurándose en la edición de las cuestiona-
das
Guías para padres de familia
en colaboración con
la ±undación Vamos México, célebremente conocida
por el aprovechamiento de la estructura guberna-
mental para construir tráFco de influencias durante
el gobierno de ±ox.
Cabe mencionar que, con respecto al tema de la
evaluación, existen algunas imprecisiones en esta
obra como cuando se aFrma que “Al promulgarse por
decreto presidencial la creación y facultades del Ins-
tituto Nacional de Evaluación Educativa (INEE), los
legisladores quedaron excluidos de participar más
activamente en la discusión sobre esta materia”.
(p210). En realidad se observó una situación con-
traria.
7
El gobierno de ±ox mostró un interés especial por
la creación del organismo. El anteproyecto del INEE
fue presentado tanto a los secretarios de Educación
o su equivalente en las entidades del país, como a
la Comisión de Educación del Senado y de la Cáma-
ra de Diputados. La propuesta despertó gran interés
entre los legisladores de ambas cámaras, quienes de
manera conjunta organizaron un evento que contó
con la participación de académicos y especialistas
mexicanos y extranjeros sobre evaluación educativa.
A pesar del consenso en la necesidad de contar con
5
Con ello fue creada la Organización Nacional de Observación Electoral Magisterial (ONOEM) que, por vez primera, contaba con recursos ajenos
al SNTE para participar en actividades electorales. A partir de este mayor activismo político, la organización sindical incrementó el número de
síndicos, presidentes municipales y diputados tanto en el plano local como federal.
6
En su diferendo con el presidente nacional del PRI, Roberto Madrazo Pintado, la profesora fue desconocida por 120 de los 222 legisladores
de su bancada, siendo sustituida por Emilio Chuayffet.
7
Esta propuesta formó parte de las recomendaciones que elaborara el equipo
de transición: la creación del
instituto contó con amplio res-
paldo del presidente ±ox. En reiteradas ocasiones se pronunció a favor del llamado
IFE académico,
defendiendo la aparición del Fnalmente
denominado Instituto Nacional de Evaluación Educativa. Incluso en el 2001 destinó una partida especial de 100 millones de pesos para que
fueran realizados los estudios necesarios para su creación.
Revista Mexicana de Ciencias Políticas y Sociales
180
un organismo de evaluación, la iniciativa del Ejecu-
tivo para su creación fue discutida en tres ocasiones
en la Cámara (dos veces presentada por el PAN y una
por el PVEM) sin que en ninguna de ellas se alcan-
zara el consenso necesario para que fuera aprobada,
por lo que Fox optó por crearlo a través de un decre-
to presidencial.
Otro error del texto es la a±rmación que Felipe
Martínez Rizo, director general del INEE, “… no du-
ró mucho en el puesto” (p.210) cuando hasta el mo-
mento de elaboración del presente escrito continúa
al frente de dicha dependencia.
8
Una omisión sin duda en esta obra es la falta de
información con±able pues en desarrollo del libro
informa de entrevistas y notas periodísticas, pero
no en todos los casos cita con precisión la fuente
y parte de “supuestos hipotéticos” para argumentar
su obra. Con respecto al tema del dinero del sindica-
to no hay fuentes o datos exactos sobre los recursos
directos (aportaciones federales y estatales) como
indirectos (±deicomisos, inversiones y donaciones)
que recibe, pero a partir de algunos datos generales
el autor de este libro se aventura a realizar algu-
nos cálculos. Lo mismo ocurre con el manejo de las
prestaciones a nivel estatal, pues sólo menciona que
existen diferencias, o con el asunto de los salarios
al expresar: “nunca ha sido fácil saber exactamente
cuánto ganan los maestros mexicanos que laboran
en el sistema de educación pública” (p.130). Dicha
situación se repite con el tema electoral: Raphael
se aventura a hacer algunos cálculos sobre la “po-
sible influencia” de la red magisterial en las elec-
ciones presidenciales a partir de su participación en
casillas clasi±cadas como conflictivas en las deno-
minadas Secciones Electorales de Atención Especial
(SAEs) por el IFE,
9
aún cuando señala que “el nú-
mero de casillas consideradas para este análisis no
permite hacer otras conjeturas…Los hallazgos aquí
descritos desafortunadamente no sirven para despe-
jar dudas a propósito de los resultados que obtuvie-
ra el PANAL en aquellos comicios (2006)” (pp.294
y 297).
Quizá en el fondo esta sea una de las aportacio-
nes de esta obra pues plantea varias líneas que po-
drían ser investigadas con mayor rigor para conocer
con certeza más sobre este organismo y su dirigen-
cia, que tiene una amplia influencia sobre el funesto
destino educativo de millones de mexicanos.
8
Felipe Martínez Rizo continúa siendo el director general del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación,
de acuerdo al portal elec-
trónico de la institución http:www.inee.edu.mx/index.php?option=com_content&task=blogcategory&id=114&Itemid=456. N.E.
9
Las Saes Son Zonas Identi±cadas Por El Ife Por Su Alto Grado De conflictividad ya sea por problemas religiosos, étnicos o sociales
para el
establecimiento de casillas electorales.
logo_pie_uaemex.mx