Artículo en PDF
Cómo citar el artículo
Número completo
Más información del artículo
Página de la revista en redalyc.org
Sistema de Información Científica
Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y Portugal
RESE&AS
229
PRATS, ENRIC (Coord.)
,
&tica de la Informaci±n,
Barcelona: UOC,
2004, 162 pÆgs. ISBN:84-9788-126-5.
El presente libro es una colaboraci±n
reciente (Septiembre de 2004), elabora-
da por Enric Prats, M“. Rosa Buxarrais y
AmLlia Tey. ²os tres son pedagogos y
miembros colaboradores del ³Programa
de Educaci±n en Valores del Instituto de
Ciencias de la Educaci±n de la Univer-
sidad de Barcelona´; y miembros del
³Grupo de Investigaci±n en Educaci±n
Moral´.
²a obra pretende ser una reflexi±n en
el campo de la µtica Aplicada, sobre los
valores y problemas que ataæen al sector
de la informaci±n. Es Øste un sector que
ha experimentado importantes cambios
tØcnicos y sociol±gicos, a los que el
profesional mediador de la informaci±n
no puede ni debe sustraerse.
El contenido del libro estÆ dividido
en cuatro cap¶tulos que van de lo mÆs
genØrico a lo mÆs concreto, es decir, de
los fundamentos de la µtica como re-
flexi±n sobre los valores y principios
morales, a la gesti±n de la informaci±n
como forma de calidad moral en el desa-
rrollo de los deberes profesionales.
El primer cap¶tulo es una introduc-
ci±n al problema general de la µtica y la
Moral. En Øl se hace una distinci±n de
los conceptos de µtica, Moralidad y
²egalidad. Se introduce despuØs en el
anÆlisis de los fundamentos de la con-
ducta moral, que es el resultado: 1”) de
la sensibilidad moral (conjunto de emo-
ciones desde el que promovemos el
entendimiento y la voluntad); 2”) el
razonamiento moral (proceso de discer-
nimiento de la orientaci±n de un com-
portamiento); y 3”) la voluntad moral
(inclinaci±n de la actuaci±n por una
opci±n determinada). Pasa despuØs a
desentraæar el universo de valores sub-
yacente en una sociedad abierta y demo-
crÆtica, contraponiendo dos modelos de
democracia: uno, elitista, donde se de-
fiende una dependencia moral del indi-
viduo, que no necesita ser creativo, sino
sujeto a las estructuras del poder para
que todo funcione tØcnicamente bien. El
otro modelo, el participativo, donde se
apela a una responsabilidad personal del
individuo con el conjunto y una defensa
del proyecto personal aut±nomo enmar-
cado en la comunidad.
En el segundo cap¶tulo, se adentra el
autor en la descripci±n de la µtica apli-
cada como modo filos±fico de compro-
miso en los Æmbitos concretos de la
sociedad, susceptibles de responsabili-
dad profesional y capacitaci±n tØcnica.
Distingue entre µtica profesional (re-
flexi±n que se centra en los principios
generales que dirigen una actividad
profesional para ponerla al servicio de la
sociedad) y Deontolog¶a profesional
(conjunto de normas morales que deben
orientar las conductas concretas de los
componentes de un determinado colec-
tivo). Pasa despuØs a seæalar los Æmbitos
o campos de la µtica aplicada, que son
los siguientes: 1) µtica de la Comunica-
ci±n; 2) µtica de la red (el copyright, la
privacidad de la informaci±n y la censu-
ra); 3) µtica de la salud o BioØtica; 4)
µtica de la investigaci±n cient¶fico-
tØcnica y human¶stica; 5) µtica empresa-
rial; 6) µtica de la gesti±n pœblica. Re-
sume al final de este cap¶tulo los crite-
rios
o
pautas
generales
del
comportamiento profesional, tomando
prestados de la BioØtica los principios
bÆsicos de la misma: Autonom¶a, Bene-
ficencia, No-Maleficencia y Justicia. A
Østos aæade los siguientes: ²a no-
instrumentalizaci±n ego¶sta de la profe-
anales de documentaci&n
, n” 9, 2006
230
RESE&AS
si±n, la forja del carÆcter, el cooperati-
vismo o solidaridad grupal.
El cap²tulo tercero se dedica exclusi-
vamente a estudiar los aspectos signifi-
cativos de la ³tica profesional de la
Informaci±n. La estructura de este cap²-
tulo estÆ constituida por los siguientes
contenidos: 1) Los principios Øticos que
deben regir el procesamiento de la in-
formaci±n (Objetividad, Autenticidad,
Veracidad, Oportunidad y Pluralidad).
Con ello se pretende demostrar que la
³tica profesional no es una pura decla-
raci±n de buenas intenciones, sino un
requisito de calidad y eficacia. 2) Dife-
rencia entre ³tica y Deontolog²a: La
primera se encarga de la estructura o
fundamento de una actuaci±n correcta
en el campo de la Comunicaci±n Social
para que los profesionales cumplan con
su finalidad al servicio del Bien Comœn.
La segunda pretende enumerar los debe-
res concretos que dirijan de forma expl²-
cita las conductas profesionales en orden
al fin. 3) AnÆlisis de los c±digos deonto-
l±gicos, cuya pretensi±n es dar confian-
za y respeto a la profesi±n y elevar el
nivel profesional. Al final de este cap²tu-
lo, el autor enumera los valores que se
desprenden del anÆlisis de estos c±digos:
Respeto a los colegas y a los usuarios,
Responsabilidad, Cooperaci±n, Solida-
ridad y Participaci±n.
En el cap²tulo cuarto, se estudia el
problema de la competencia Øtica en la
gesti±n de la informaci±n, resaltando, en
primer lugar, la necesidad de unos valo-
res morales que ayuden a compartir
bienes comunes, de carÆcter transcultu-
ral. Uno de estos bienes es la informa-
ci±n, que es un rico patrimonio de la
sociedad actual. Antes, la posesi±n de
un bien social por parte de unos pocos
empobrec²a al resto. Con la informaci±n
no ocurre as², es un patrimonio de todos
y a nadie empobrece su posesi±n. Lo
que s² ocurre es que esa informaci±n se
puede manipular y, por ello, la respon-
sabilidad Øtica exige un tratamiento
correcto de la misma. La calidad Øtica
del profesional de la informaci±n estÆ en
la ejecuci±n honesta y eficaz de los
procesos que configuran su trabajo:
obtenci±n de datos, selecci±n, almace-
namiento, recuperaci±n y transmisi±n de
los mismos. La gesti±n de la informa-
ci±n es el segundo objetivo de este cap²-
tulo. El mediador de la informaci±n es
un protagonista de primer orden en las
sociedades abiertas. ³l transforma la
informaci±n para enriquecerla y adaptar-
la, sirviØndola posteriormente a los
usuarios para que ellos sepan a quØ
atenerse. En esta labor existen dos com-
promisos del mediador: uno de carÆcter
corporativo y otro de carÆcter social. A
continuaci±n, se ocupa el autor de defi-
nir los escenarios informacionales, como
son: la econom²a, la salud, la pol²tica, el
tiempo libre e Internet. Finalmente, ataja
este œltimo cap²tulo los l²mites a que se
enfrenta una calidad Øtica en la tarea
informativa. Son l²mites corporativos,
sociales y pedag±gicos. En cualquier
caso, son inevitables unas tensiones en
el ejercicio de la profesi±n informativa:
globalizaci±n-localismo, concentraci±n-
atomizaci±n, tØcnica-Øtica. Para termi-
nar, el autor del cap²tulo propone la
consideraci±n de unos principios Øticos
que deben presidir la elaboraci±n de los
c±digos deontol±gicos: integridad, con-
fidencialidad, Øtica empresarial y objeti-
vidad. En cuanto a la calidad del servi-
cio, habr²a que aæadir: una prÆctica
empresarial correcta; competencia pro-
fesional; confidencialidad; responsabili-
dad, publicidad y competitividad.
Se trata, por ende, de un libro bien
hecho, claro, con rigor cient²fico y con
un aparato bibliogrÆfico que orienta al
lector para ulteriores profundizaciones
anales de documentaci&n
, n” 9, 2006
RESE&AS
231
en el tema. No existen muchos estudios
en el campo de la ±tica de la Comunica-
ci²n. Por ello, este volumen viene a
enriquecer el tratamiento de un tema de
actualidad en el que es necesario plan-
tearse con rigor y competencia el trata-
miento honesto y humanizador de la
informaci²n.
`ngel Cuenca Molina
FERN`NDEZ VALLADARES, MERCEDES.
La imprenta en Burgos (1501-1600
).
Madrid: Arco/Libros, 2005, 2 vol., 1560 pÆgs. ISBN:84-7635-627-7.
Esta obra estÆ realizada en el marco
del proyecto
Tipobibliograf&a Espaæola
,
iniciado por el profesor Sim²n D³az
hacia 1983. En ella se han identificado
todos los impresos salidos de los talleres
de Burgos a lo largo del siglo XVI.
Incluye toda la producci²n impresa,
desde las hojas sueltas a los libros en
cualquier formato. Hay ediciones cono-
cidas y localizadas en bibliotecas, pero
tambiØn se han identificado otras de las
que solo se ten³a noticia a travØs de los
documentos de la Øpoca o de repertorios
posteriores.
Se incluyen igualmente
aquellas obras que no teniendo informa-
ci²n que las adscriba a esta ciudad, el
estudio de los tipos de imprenta las ha
relacionado con alguno de los talleres
analizados.
La importancia de la imprenta en
Burgos en esta Øpoca, y aœn antes, ava-
lada por la calidad de sus talleres y la de
las obras impresas en ellos hace, de esta
obra un instrumento bibliogrÆfico fun-
damental en el contexto de los estudios
sobre la imprenta en Espaæa.
La obra se inicia con un estudio de
carÆcter hist²rico, seguido de una es-
plØndida exposici²n de la metodolog³a
seguida para la elaboraci²n del reperto-
rio. Este cap³tulo debe ser el modelo a
seguir en los trabajos que se realicen
desde ahora sobre el tema.
Hay que destacar igualmente la sis-
tematizaci²n de las letrer³as utilizadas
que precede al repertorio, para lo cual ha
sido necesario un minucioso proceso de
identificaci²n de los tipos. Muy impor-
tante tambiØn el apartado de bibliogra-
f³a, que constituye un completo y actua-
lizado repertorio sobre el tema a utilizar
en los trabajos bibliogrÆficos y tipobi-
bliogrÆficos que estØn en proyecto de
realizarse.
El repertorio presenta las obras en
orden cronol²gico, como es usual en los
estudios tipobibliogrÆficos. Incluye para
cada una de ellas la descripci²n biblio-
grÆfica anal³tica seguida de un profundo
estudio, bibliograf³a y localizaci²n de
ejemplares. Suman 735 registros de
obras burgalesas contrastadas y 8 regis-
tros de obras posiblemente impresas en
Burgos de las que no se puede acreditar
su procedencia.
Menci²n especial, como ejemplo de
trabajo cient³fico, merece la descripci²n
y estudio de la edici²n de
La Celestina
,
ejemplar œnico propiedad actualmente
de
The Hispanic Society
of America
en
Nueva York que tiene asignado el nœ-
mero 4 del repertorio. A lo largo de 15
pÆginas se incluye: descripci²n, fuentes,
discusi²n de tesis y conclusiones, dignos
de constituir por s³ mismo un art³culo en
una revista de prestigio o una comunica-
ci²n a un congreso. Es una muestra de la
rigurosidad del trabajo.
Para facilitar la bœsqueda en tan am-
plio repertorio se incluye un catÆlogo
abreviado de las obras ordenadas alfabØ-
ticamente, un ³ndice onomÆstico de
anales de documentaci&n
, n” 9, 2006
logo_pie_uaemex.mx