Artículo en PDF
Cómo citar el artículo
Número completo
Más información del artículo
Página de la revista en redalyc.org
Sistema de Información Científica
Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y Portugal
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
85
Vol. 3
Nro. 27
2014
ISSN: 1682-2749
Julio – septiembre
EL PROCESO DE FORMACIÓN DEL ESTUDIANTE DE LA CARRERA
LICENCIATURA EN EDUCACIÓN PRIMARIA
THE TRAINING PROCESS OF STUDENTS FROM THE BACHELOR IN
ELEMENTARY SCHOOL EDUCATION MAJOR
Lucía Puñales Ávila
1
lpunales@ucp.ma.rimed.cu
Omara Fernández Artiles
2
emijenes@ucp.ma.rimed.cu
RESUMEN
La formación del estudiante de la carrera
pedagógica
Licenciatura
en
Educación
Primaria es un proceso sistemático, con
carácter integral e interdisciplinario que
tiene como propósito prepararlo para su
desempeño profesional
y
su
inserción
transformadora en la sociedad. El núcleo
principal de esta formación es la clase y
el contexto de actuación es la práctica
laboral que se realiza en cada año de la
carrera. En este sentido, constituye una
necesidad
la
preparación
de
los
profesores de manera que logren en el
sistema de clases la armonía entre los
aspectos
que
demanda
este
proceso
formativo.
ABSTRACT
The
training
of
students
from
the
pedagogical
major
Bachelor
in
Elementary
School
Education
is
a
systematic
process,
with
a
comprehensive
and
interdisciplinary
character, aiming at the students´ training
for
their
professional
performance
and
their transforming insertion in society. The
core of this formation is the lesson, and
the
performing
context
is
the
pre-
professional practice carried out in each
of the career years. It is then a necessity
to
train
teachers
who
would
achieve
harmony
among
all
the
aspects
integrating the system of lessons, as it is
demanded by this formative process.
1
Doctora en Ciencias Pedagógicas y Profesora Titular. Vicedecana de la Facultad de Educación Infantil
de la Universidad de Ciencias Pedagógicas “Juan Marinello Vidaurreta”
2
Máster en Educación y Profesora Asistente. Profesora del Departamento de Educación Primaria de la
Facultad de Educación Infantil de la Universidad de Ciencias Pedagógicas “Juan Marinello Vidaurreta”.
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
86
Palabras
claves
: Formación,
integral,
interdisciplinario, clase, práctica laboral.
Keywords:
training,
comprehensive,
interdisciplinary,
lesson,
pre-
professional practice.
INTRODUCCIÓN
La Educación Superior cubana, desde su surgimiento, ha transitado por diferentes
períodos. Al respecto, actualmente, se asumen transformaciones que se sustentan en la
misión de la universidad, a saber:
Preservar, desarrollar y promover, a través de sus procesos sustantivos y en estrecho
vínculo con la sociedad, la cultura de la humanidad; llegando con ella a todos los
ciudadanos, con pertinencia y calidad y contribuir así al desarrollo sostenible del país,
(Horruitiner Silva, 2006, pág. 19)
El
planteamiento
anterior
revela
el
papel
de
la
universidad
como institución
transformadora del contexto social.
Estas transformaciones suponen que el profesor de la universidad comprenda el
carácter social y multilateral de la enseñanza y con ello, que su desempeño contribuya
al mejoramiento de la educación, de los estudiantes y la sociedad en general.
Al respecto, “el objetivo es transformar la personalidad del estudiante, para alcanzar con
ello
niveles
cualitativamente
superiores
en su
desempeño
profesional
integral”.
(Horruitiner Silva, 2006, pág. 38). En relación con ello, el estudiante que se especializa
en estudios pedagógicos demanda una formación especial por ser transmisor directo de
la cultura, teniendo en cuenta su papel de ideólogo social y en el caso de Cuba,
responsable de preservar y promover el ideario político y pedagógico cubano.
En particular, la especialidad Educación Primaria se propone que el egresado sea
capaz de contribuir al desarrollo ideológico de la niñez, logre en los escolares un papel
protagónico
en
las
actividades
escolares
y
extraescolares, desarrolle valores
y
actitudes,
promueva la
independencia,
responsabilidad,
flexibilidad,
autocrítica,
el
aprendizaje autodirigido y autorregulado, y el compromiso social.
En correspondencia, en las Indicaciones metodológicas de la carrera (2010) se precisa
que:
los profesionales deben incorporar contenidos básicos tanto de las ramas pedagógicas
como de las asignaturas que van a enseñar en los diferentes grados de la escuela, y
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
87
que son importantes para el desempeño de su modo de actuación, como graduados
universitarios.
También
es imprescindible
la
preparación
para
la
búsqueda
de
información científica, que requiere de su utilización tanto para apropiarse de los
contenidos de las asignaturas como para el desarrollo de investigaciones relacionadas
con su profesión. (MES, 2010)
Por ello, el estudiante que culmina esta especialidad debe ser integral, educar a través
del
contenido de
las
materias
e
incorporar
la
informática
al proceso educativo,
interactuar con la familia y el sistema de influencias sociales de la comunidad para la
mejor educación de sus educandos teniendo en cuenta que su objeto de trabajo es el
proceso educativo y su misión es contribuir al gradual desarrollo y formación integral de
la personalidad del escolar.
De esta manera, el diseño curricular de la carrera, el desarrollo del proceso educativo
en general y en específico el de enseñanza – aprendizaje y las demandas sociales han
de constituir objeto constante de perfeccionamiento. En tal sentido, la preparación de
los estudiantes deviene sujeto del proceso formativo.
Teniendo en cuenta lo anterior, la intención de las autoras es compartir sus experiencias
en la formación del estudiante de la Licenciatura en Educación Primaria.
DESARROLLO
El proceso de formación del Licenciado en Educación en Cuba se desarrolla en las
universidades de ciencias pedagógicas.
Estos centros cuentan para esta labor con una infraestructura integrada por sedes
centrales y sedes universitarias enclavadas en los municipios; así como, con un
claustro único integrado por profesores a tiempo completo, profesores a tiempo parcial,
recién graduados en adiestramiento y alumnos ayudantes. En cada centro… se cursan
carreras que responden, en lo fundamental, a las exigencias económicas y sociales del
país, y del territorio. (MES, 2007, p. 2)
En ellas, desde el curso 2010 – 2011, se implementa un nuevo plan de estudios
encaminado a lograr la formación de un profesional de perfil amplio, donde se otorga
jerarquía al trabajo político-ideológico como centro de la labor educativa y a la
formación de una cultura general integral.
Desde este punto de vista, el proceso formativo del estudiante universitario adquiere un
significado especial y se redimensiona a partir de considerar la idea de formar un
profesional capaz de satisfacer las crecientes demandas sociales con la aplicación
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
88
creadora de los avances de la ciencia y la técnica.
Esta
formación
supone
no
solo
brindar
los
conocimientos
necesarios
para
el
desempeño
profesional,
sino también, tener
en
cuenta
otros
aspectos
de
igual
relevancia que garanticen la formación de profesionales revolucionarios, capaces de
contribuir con su preparación al desarrollo social.
Al respecto, el plan de estudios de cada carrera pedagógica tiene como documentos
rectores: el Modelo del profesional, el Plan del proceso docente y los Programas de
disciplinas de cada carrera, otorgándose a cada universidad pedagógica la autonomía
en la elaboración de los programas de asignatura.
Estos documentos son elaborados por la Comisión Nacional de la carrera la cual está
“constituida
por
profesores
con
elevada
experiencia
docente
y
nivel
científico
reconocidos, así como por profesionales de la producción y los servicios con prestigio
en su esfera laboral, y representantes de las organizaciones estudiantiles.” (MES, 2007,
5)
El proceso de formación de este Licenciado se estructura mediante la integración de los
tres procesos sustantivos de la universidad: la formación, la investigación y la extensión
universitaria. (Horruitiner, 2006) Tiene dos formas de desarrollarse:
la curricular (el proceso docente educativo) y extracurricular. La investigación científica
extracurricular y la extensión universitaria, así como la participación en tareas de alto
impacto social, se integran a esta labor de formación, constituyendo elementos de vital
importancia para la formación integral de los estudiantes
.
(MES, 2007, p. 2)
La formación curricular, contenida en el plan del proceso docente, se estructura en tres
currículos: el currículo base, el propio
urrículo optativo/electivo.
y el c
En el primero se agrupan las disciplinas comunes a todas las carreras pedagógicas, es
decir, las de formación general y las de la especialidad. A estas pertenecen las
didácticas particulares. Se precisan por las comisiones nacionales de carrera y tienen
carácter estatal.
El currículo propio se precisa por cada centro de educación superior, teniendo en
cuenta sus necesidades, y es obligatorio que todos los estudiantes lo cursen. Por
último, las asignaturas del currículo optativo/electivo, se ofrecen por la universidad para
que cada estudiante seleccione las que desee matricular, según sus necesidades e
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
89
intereses, la Comisión Nacional de cada carrera precisa cuántas debe cursar el
estudiante durante la carrera.
En las carreras pedagógicas el proceso de formación de los estudiantes tiene su
concreción en la Disciplina Principal Integradora: Formación Laboral Investigativa la
cual armoniza el trabajo de todas las disciplinas, según los objetivos y las habilidades
investigativas de cada año académico.
Desde el ingreso a la universidad pedagógica la formación laboral investigativa del
estudiante constituye el núcleo principal de la carrera, con un carácter sistemático,
integrador e interdisciplinario. Su objetivo fundamental es la formación profesional a
partir de los contenidos generales y de la especialidad que se adquieren en las
disciplinas del currículo pues permite la aplicación de los conocimientos adquiridos a la
práctica educativa.
En el caso de la Licenciatura en Educación Primaria, la formación laboral investigativa
se desarrolla en los contextos educativos inherentes a la universidad pedagógica y
comprende las dos modalidades de estudio: “Presencial y Semipresencial”. (MES, 2007,
p. 2)
La primera de ellas puede transcurrir en dos o tres cursos académicos de manera
intensiva en la universidad pedagógica, lo cual está en dependencia de las necesidades
de los profesionales en los territorios, mientras la segunda modalidad da respuesta al
principio de la vinculación del estudio con el trabajo, de manera que el estudiante se
forme en contacto directo con su profesión, ocurre en los dos o tres últimos años de la
carrera.
En tal sentido, el proceso de formación del estudiante de la carrera de Primaria
constituye la columna vertebral del plan de estudio y es el eje alrededor del cual se
aglutina el diseño curricular de la carrera junto a los procesos sustantivos de la
universidad.
Se sustenta en el Modelo del Profesional (2010) y pretende prepararlo para el ejercicio
de
sus
funciones, considerando que
ellas
“constituyen
la
exteriorización
de
las
propiedades inherentes a la profesión de educador, que se manifiestan en su modo de
actuación
profesional.
Son
funciones,
la
docente – metodológica,
la
orientación
educativa y la investigación – superación”. (MES, 2010b)
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
90
En este documento normativo del funcionamiento de la carrera se determina que la
función docente-metodológica contiene las tareas dirigidas a que el educador en
formación llegue a dominar las acciones esenciales de la docencia y de la
preparación metodológica del contenido de la profesión, que lo prepara para dirigir
el
proceso
educativo
en
general,
y
el
de
enseñanza – aprendizaje
de
las
asignaturas de 1ro a
6to grados, en particular, con un contenido educativo. (MES,
2010b)
En tanto la función orientadora
incluye tareas encaminadas a preparar al futuro educador para que pueda brindar
ayuda en el proceso de desarrollo de la personalidad de sus educandos, descubrir sus
potencialidades y limitaciones de manera que pueda aprender a tomar decisiones,
hacer planes o proyectos de vida y contribuir a la preservación y cuidado de su salud
física y bienestar emocional. También debe contribuir a la orientación adecuada de las
técnicas de estudio, a la orientación vocacional y, además, a la solución de problemas
de los estudiantes (como individualidad) y de los grupos (como colectividad) en las
instituciones educativas
.
(MES, 2010)
Por último, la función investigativa y de superación comprende tareas encaminadas al
análisis crítico de su trabajo y de la realidad educativa, la problematización y la
reconstrucción de la teoría y la práctica educacional en los diferentes contextos de
actuación del profesional de la educación. Significa, la aplicación del método científico
en su quehacer diario como parte del perfeccionamiento continuo de su labor. (MES,
2010b)
Como se aprecia este profesional debe ser competente para dirigir con carácter
científico el proceso educativo en la escuela primaria, en tanto, funge como orientador y
formador de la personalidad de los escolares, pues su misión será contribuir a:
la formación integral de la personalidad del escolar, fomentando desde los primeros
grados la interiorización de conocimientos y orientaciones valorativas que se reflejen
gradualmente en sus sentimientos, formas de pensar y comportamiento, acorde con el
sistema de valores e ideales de la Revolución Socialista (Rico Montero, 2008, p. 21) lo
cual constituye el fin de la escuela primaria.
De ahí, la importancia de su proceso de formación y la necesidad de prepararlo en las
habilidades profesionales pedagógicas que lo sitúen en condiciones de responder a las
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
91
exigencias de la sociedad y a las aspiraciones del Modelo de Escuela Primaria.
Relacionado con ello, es menester precisar que la formación laboral investigativa debe
caracterizarse por
su
sistematicidad,
carácter
integrador
e
interdisciplinario
y
la
problematización de la teoría y la práctica. Por esto, se ha de lograr la cohesión de los
contenidos de todas las disciplinas, con predomino en la formación de los modos de
actuación profesional.
Desde esta perspectiva, se integran los procesos sustantivos de la universidad. Por una
parte, la transmisión de la cultura, que ocurre durante la clase, permite el desarrollo de
habilidades y la formación de hábitos para la organización y ejecución de la actividad
docente y extradocente, centrado en los problemas profesionales que enfrenta el
estudiante en su contexto laboral y social.
Por otra parte, la investigación debe establecer una armónica relación con la docencia y
la práctica pues lo prepara para la solución de los problemas del grupo escolar
mediante métodos científicos, en tanto, la extensión universitaria contribuye a cumplir la
misión social de la universidad a través de la promoción cultural, propiciando la relación
dialéctica de la institución con la sociedad, favoreciendo con ello que se alcancen
niveles cualitativamente superiores en el desarrollo cultural de los estudiantes y del
contexto sociocultural.
Al respecto, la formación laboral investigativa tiene como núcleo integrador esencial la
clase, forma organizativa fundamental de la Educación Superior, y como contexto de
concreción la práctica laboral en cualquiera de sus formas, lo cual debe estar mediado
por una guía donde se integran los objetivos particulares de cada asignatura, teniendo
en cuenta los objetivos de año, y en consecuencia se diseñan actividades generales,
con carácter integrador, que posibiliten
cumplir las necesidades de las asignaturas y del
año en cuestión.
En relación con ello, la práctica laboral, como contexto de concreción de la formación
laboral investigativa y forma organizativa de la educación superior.
La práctica laboral podrá tener diferentes tipos de acuerdo con los objetivos a alcanzar
en cada año de la carrera. En el último año de estudio, la práctica laboral se puede
desarrollar
como
fase
preparatoria
para
crear
las
condiciones
inherentes
a
la
realización del examen estatal o del trabajo de diploma. (MES, 2007, p. 17)
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
92
El plan de estudios de la carrera de Primaria establece, para los estudiantes que
permanecen a tiempo completo en la universidad durante los dos primeros años de la
carrera, la práctica sistemática y concentrada en segundo año y la responsable de
tercero a quinto, en tanto, los que permanecen los tres primeros años, realizan la
práctica sistemática y concentrada en segundo y tercer años y la laboral en cuarto y
quinto. De esa manera, se vincula al estudiante con el nivel de enseñanza para el cual
se prepara.
En general, la práctica tiene el propósito de contribuir a la formación de modos de
actuación profesional, a lo que coadyuvan los agentes educativos que se desempeñan
en este escenario, como son: el director del centro, el jefe de ciclo y en particular, el
maestro tutor.
La práctica sistemática está muy relacionada con la docencia que recibe el estudiante.
En este tiempo, se ejecuta, en la institución escolar, un variado programa de actividades
integradoras derivado de las asignaturas que cursa y en correspondencia con los
objetivos de su año académico.
Por otra parte, en la práctica concentrada, como su nombre lo indica, se centraliza el
período de práctica en dos, tres o cuatro semanas, según sean los objetivos que se
propongan, durante las cuales los estudiantes están a tiempo total en los centros
escolares. Al respecto, desarrollan una guía donde se integran los contenidos de las
asignaturas y los objetivos del año.
La práctica docente es aquella que se ejecuta en los últimos años de la carrera. Tiene
como peculiaridad que el estudiante se desempeña en un grupo clase con un maestro
tutor que orienta y controla las actividades que realiza, en las cuales irá adquiriendo
independencia. De modo que comience impartiendo una o dos asignaturas y dirigiendo
algunas actividades, hasta que logre, en el año terminal, asumir la responsabilidad de
un grupo escolar, sin dejar de estar bajo la tutela de su tutor.
El tutor es un profesional de la Educación Primaria que posee vasta experiencia en el
grado o ciclo donde se ubica al estudiante, en cualquier tipo de práctica que desarrolle,
y que asume la responsabilidad de guiarlo, asesorarlo y prepararlo, tanto en su
formación académica, como laboral e investigativa.
El tutor atiende, no solo los aspectos relacionados con la práctica, también se ocupa de
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
93
controlar y orientar, si es necesario, lo relativo a la docencia que recibe en la
universidad pedagógica. Por ello, desempeña un papel principal en la formación laboral
investigativa del estudiante.
Lo que antecede apunta la necesidad de preparar a los profesores de la carrera de
Primaria en el tratamiento a la formación laboral investigativa, principalmente desde la
clase, de modo que se logre su tratamiento sistemático, coherente e integrado con la
intención
de
que
los
estudiantes
puedan
integrar
los
contenidos
teóricos
y
las
habilidades investigativas en la solución de los problemas de la práctica pedagógica, así
como insertarse creadoramente en el ámbito social.
En relación con esto, las autoras sugieren que en el sistema de clases de cada tema los
profesores aprovechen el contenido para dar tratamiento a los aspectos que se
sugieren a continuación, los cuales se deben ajustar a los objetivos del año que
estudian los estudiantes y a las características de cada asignatura.
Uno de los aspectos en cuestión es
emplear la bibliografía y documentos normativos
de
la Educación Primaria, lo que se refiere a que los estudiantes conozcan y usen
diferentes fuentes bibliográficas, con énfasis en los propios del nivel para el cual se
preparan, con la intención de analizar criterios diversos en relación con igual contenido
(por ejemplos, conceptos) y en consecuencia
asuman una posición.
En correspondencia con esto, es necesario educarlos en el hábito de consultar los
documentos normativos de la enseñanza, tales como los programas y otros que
orientan al maestro primario (orientaciones metodológicas, resolución de evaluación),
los diferentes cuadernos, libros de lectura y libros de texto.
Diseñar y elaborar o utilizar medios de enseñanza,
en correspondencia con el objetivo y
contenido de una clase o actividad, también, forma parte de la formación de este
profesional pues es un modo de actuación que redundará posteriormente en su
desempeño como maestro primario.
De igual manera, es preciso que los estudiantes por indicación del profesor
observen la
práctica pedagógica y sean capaces de revelar las contradicciones entre teoría y
práctica
, en lo que desempeña una función fundamental el estudio de la teoría. El fin de
lo anterior es
proponer soluciones,
en dependencia de los objetivos del año académico
que
cursan, de
lo
cual
se
puede
derivar
la
realización
de
sencillos
trabajos
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
94
investigativos.
Por eso, el profesor debe enseñar a
comparar la teoría y la práctica
educativa,
así como a
identificar contradicciones.
En el sistema de clases es importante, además, que se planifique el
establecimiento de
las
relaciones
interdisciplinarias
,
teniendo
en
cuenta
qué contenidos
recibió
el
estudiante en años anteriores y cuáles recibe en el presente para que de manera
armónica e integral aprenda la nueva materia. Este es un modo de actuación que,
también, tendrá una consecuencia positiva en su desempeño profesional.
Enseñar
a
diseñar y aplicar diagnósticos, con ayuda del tutor,
es otro de los aspectos
que las autoras consideran debe incluirse en el sistema de clases para contribuir a la
formación laboral investigativa del estudiante de la carrera de Primaria. En este sentido,
y derivado de lo anterior se sugiere el
diseño de actividades para la atención
diferenciada
y la
elaboración de un sistema de tareas o ejercicios evaluativos
donde
evidencien el tránsito por los niveles de asimilación, en función del diagnóstico
individual y grupal.
En relación con esto, resulta imprescindible que el sistema de clases coadyuve a la
preparación
del
estudiante
para
su
inserción
transformadora
en
una
comunidad
determinada, teniendo en cuenta la misión de la universidad, de ahí, que otro de los
aspectos es la
planificación y ejecución de sencillos proyectos comunitarios
.
En este aspecto en cuestión, es esencial el conocimiento de la caracterización de la
comunidad en que está enclavada la escuela donde realizan la práctica, de modo que
puedan aprovechar sus potencialidades, tales como: tradiciones, casas de cultura,
centros de producción, entre otras.
Por último, es necesario tener en cuenta las habilidades investigativas que deben
desarrollar los estudiantes, según el año académico que cursan. Ejemplo de ello son las
siguientes: plantear y resolver, con ayuda del profesor tutor o de manera independiente,
problemas científicos, determinar indicadores del objeto de estudio, explicar hipótesis,
modelar soluciones, redactar trabajos científicos con mayor variedad, amplitud y
profundidad de criterios, seleccionar y aplicar métodos de investigación e instrumentos,
elaborar
instrumentos,
ordenar,
tabular
y
procesar
la
información,
comparar
los
resultados, evaluar la información. (Chirino, García, Caballero, 2005, p. 14)
A manera de ilustración las autoras seleccionan una de las asignaturas de la carrera, a
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
95
saber: Didáctica de la Lengua Española, la cual se imparte en el curso diurno,
modalidad dos años intensivos en la sede central, en el primer semestre de tercer año
con 68 horas clase.
La sugerencia que se presenta toma como punto de partida los objetivos de año, que
en este caso son:
Crear variados medios didácticos, para lograr la formación integral del grupo que dirige,
al fomentar diferentes manifestaciones artísticas, promover el amor por el medio
ambiente y la lectura,
e incrementar la participación de sus escolares en diferentes
concursos.
Diseñar de manera teórica y metodológica un problema pedagógico detectado en su
contexto educativo, con la aplicación de métodos y técnicas investigativas, elaboradas
con ayuda del profesor y tutor.
Sistematizar acciones dentro y fuera de la escuela que contribuya a la formación
integral de los educandos, fortaleciendo el sistema de influencias educativas de la
familia y la comunidad. (MES, 2010b)
En este sentido, también son de interés las habilidades investigativas previstas para el
año: problematizar, fundamentar y comprobar.
La primera se concreta al plantear y resolver, con ayuda del profesor tutor o de manera
independiente, problemas científicos; la fundamentación se alcanza al determinar
indicadores del objeto de estudio, explicar hipótesis, modelar soluciones, redactar
trabajos científicos con mayor variedad, amplitud y profundidad de criterios y a la
tercera habilidad corresponden las acciones de seleccionar y aplicar métodos de
investigación e instrumentos, elaborar instrumentos, ordenar, tabular y procesar la
información,
comparar
los
resultados, evaluar
la
información.
(Chirino, García,
Caballero, 2005)
Un segundo análisis se encamina a los contenidos previos que conoce el estudiante de
las materias de los años primero y segundo. En este caso la asignatura Didáctica de la
Lengua Española es antecedida por el Ciclo de formación general, las asignaturas de la
Disciplina Formación Pedagógica General, las Disciplinas de la Ciencia Lingüística,
Literaria, de la Naturaleza, Educación Artística e Historia de Cuba.
Los contenidos de estas disciplinas deben ser el punto de partida en la planificación de
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
96
las clases del tema, de forma que mediante las relaciones interdisciplinarias se logre la
integración y activación de los saberes que posee el estudiante al llegar a tercer año.
La
asignatura
seleccionada
comprende
VI
temas
que
se
corresponden
con
los
contenidos de la Lengua Española que se imparte en todos los grados de la Educación
Primaria.
Al respecto, para ilustrar las posiciones de las autoras se emplea el tema II el cual
aborda el tratamiento didáctico -
metodológico al proceso de enseñanza - aprendizaje
de la lecto–escritura, previsto para 14 h/c.
El primer contenido a tratar en el tema son los métodos que pueden emplearse en la
enseñanza de la lecto-escritura. En Cuba, la enseñanza de la lectura ocurre en estrecha
relación con la escritura, ambos constituyen procesos indisolublemente unidos. Su
enseñanza se realiza, especialmente, mediante el método fónico – analítico – sintético.
Es el más empleado por los maestros cubanos por sus probados resultados en muchas
generaciones de cubanos.
En relación con lo anterior, se sugiere el tratamiento a los diferentes métodos que se
han empleado históricamente en la enseñanza de la lecto-escritura mediante la consulta
a diferentes textos, entre ellos: La enseñanza de la lengua materna en la escuela
primaria, de la autora Delfina García Pers. En este momento, es oportuno establecer la
relación con Historia de la Educación y provocar la reflexión acerca de la pertinencia de
estos métodos y su aplicación en el contexto actual.
La consulta a las orientaciones metodológicas de primer grado, los criterios del
investigador cubano Jesús Daria Concepción, el que recientemente aportó, como
resultado de su tesis doctoral, un método para la enseñanza de la lectoescritura en el
cual armoniza el fónico – analítico – sintético con los puntos de vista más actuales de la
didáctica y la lectoescritura significativa, a saber: el método fónico- analítico- sintético-
comunicativo, además, la aplicación de una entrevista al tutor y la observación a clases,
han de ser actividades que se orienten en la búsqueda de diversas opiniones en torno
al tema.
La información obtenida por esas fuentes posibilita el trabajo con diferentes posiciones
autorales y en consecuencia enseñarlos a asumir su posición al respecto. Es preciso
estimular el debate y la toma de posición, la cual deben argumentar a partir de los
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
97
diversos criterios que han estudiado y analizado.
El contenido que se analiza posibilita reflexionar acerca de las variantes para la
aplicación del método fónico – analítico- sintético, ellas son: la paralela, simultánea y
espaciada. En este sentido, el maestro, en dependencia de las características de los
escolares y teniendo en cuenta su experiencia, selecciona la que más conveniente sea,
sin embargo, la variante llamada paralela es la más utilizada y conocida por los
maestros primarios.
Se recomienda en el tratamiento al contenido anterior la observación a clases, la cual
puede orientarse como parte de la guía integradora que se desarrolla en la práctica. En
correspondencia, es conveniente revelar la contradicción entre la teoría y la práctica y
llegar a conclusiones.
Se sugiere orientar como trabajo independiente la realización, con ayuda del tutor, de
un diagnóstico de lectura en el grupo escolar donde realizan la práctica, con la intención
de diseñar actividades para la atención diferenciada. Respecto a esto, es imprescindible
establecer la relación con Psicología, especialmente, en cuanto a los momentos del
desarrollo del escolar primario, según el grado en que estén ubicados.
Otra
actividad
que
se
recomienda
orientar
como
trabajo
independiente
es la
organización, para su posterior ejecución, de un encuentro con maestros jubilados de la
comunidad sobre los métodos para la enseñanza de la lecto-escritura, además, se
convierte en un evento de reafirmación profesional.
Una variante de lo que se expresa con antelación puede ser la organización y
ejecución, también con ayuda del tutor, de un concurso de lectura oral con los padres
del grupo. Teniendo en cuenta la importancia de esta actividad se pueden sugerir los
textos a emplear, a partir del conocimiento de las preferencias y características de los
padres.
Otro contenido del tema es el tratamiento didáctico- metodológico al proceso de
enseñanza–aprendizaje de la lectura y la escritura, el cual tiene como aspecto
fundamental la observación a clases en primer grado y la consulta a las orientaciones
metodológicas.
Al respecto, es muy importante establecer la relación con Psicología, Didáctica general
y Fonética y Fonología, fundamentalmente para la organización didáctica de la clase,
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
98
esencialmente, acerca de los componentes didácticos y la pronunciación y articulación
adecuada de los fonemas y su clasificación, respectivamente.
El diseño, exposición y análisis de actividades para la enseñanza de la lectura y
escritura en primer grado, también constituye un contenido del tema en cuestión, esta
actividad es esencial puesto que es una de las vías mediante la cual se forman y
desarrollan adecuados modos de actuación profesional.
En relación con ello, se recomienda la selección del o los métodos a emplear y la
variante, el uso de los documentos normativos, establecer relación con Psicología,
Didáctica General y Fonética y Fonología, exigir a los estudiantes que elaboren
actividades para la atención diferenciada, así como medios de enseñanza y
la
argumentación de sus posiciones durante el análisis de las clases expuestas.
Por último, se sugiere la observación y el análisis de actividades de lectura y escritura
en la práctica lo cual posibilita la identificación de los principales problemas de la
enseñanza y el aprendizaje, revelar las contradicciones entre la teoría y la práctica y en
consecuencia proponer sencillas soluciones, que también deben ser debatidas en la
clase.
La ilustración anterior puede ser concebida de otras formas y enriquecida con diferentes
puntos de vista, solo pretende demostrar las posiciones de las autoras acerca de la
formación del profesional de la educación, particularmente, en la carrera pedagógica
Licenciatura en Educación Primaria, así como compartir las experiencias y suscitar la
reflexión y el debate entre los colegas con el máximo propósito de mejorar la práctica
educativa.
CONCLUSIONES
La formación del estudiante de la carrera de Primaria demanda una transformación en
la concepción del proceso de enseñanza–aprendizaje de manera que, desde una
posición integradora en la enseñanza, se propicie un aprendizaje activo, protagónico e
integral que coadyuve a la formación de modos de actuación en correspondencia con
las necesidades sociales.
En este sentido, la clase se convierte en una vía que contribuye a la formación laboral
investigativa de los estudiantes puesto su concepción integral y desarrolladora posibilita
la interrelación armónica de la investigación, como medio de resolver los problemas de
Atenas
Vol. 3
Nro. 27
2014
(julio - septiembre)
ISSN: 1682-2749
Página
99
la práctica pedagógica y de la extensión universitaria.
REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS
Chirino Ramos, María Victoria/ Gilberto García Batista y Elvira Caballero Delgado.
(2005).
El trabajo científico como componente de la formación inicial de los
profesionales de la educación
. Educación cubana.
Darias Concepción, Jesús. (2010).
Alternativa metodológica para el desarrollo del
proceso de la lectoescritura significativa en la asignatura Lengua Española
en el primer grado de la Educación Primaria.
Tesis en opción al Grado
Científico de Doctor en Ciencias Pedagógicas, Pinar del Río.
Horruitiner Silva, Pedro. (2006).
La universidad cubana: el modelo de formación
. Ed:
Félix Varela, La Habana.
MES. (2007).
Reglamento docente metodológico. Resol. Nro. 210, 2010.
La Habana:
Ministerio de Educación Superior.
MES. (2010a).
Indicaciones metodológicas de la carrera Licenciatura en Educación
Primaria.
Comisión Nacional de Carrera.
MES. (2010b).
Modelo del Profesional de la Educación Primaria
. Comisión Nacional de
Carrera.
Rico, Pilar. (2008)
Exigencias del modelo de escuela primaria para la dirección por el
maestro de los procesos de educación, enseñanza y aprendizaje
. La
Habana: Edit. Pueblo y Educación.
Recibido
: marzo de 2014
Aceptado para su publicación:
junio de 2014
logo_pie_uaemex.mx